Columnistas

Estados Unidos perdió la guerra económica en Afganistán

La estrategia liderada por Estados Unidos en Afganistán debería haber prestado más atención a fomentar el éxito económico y la capacidad estatal y los economistas deberíamos haber podido ofrecer mejores consejos sobre cómo lograrlo

Supongamos que usted no supiera nada sobre un determinado país de bajos ingresos, excepto los siguientes datos. Su ingreso anual per cápita en el 2020 fue de apenas $509, el séptimo más bajo del mundo. En los diez años previos al 2019, los flujos de ayuda se habían reducido a la mitad, a apenas $114 per cápita, o 31 centavos de dólar por persona al día.








LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.