Desastres

Minae ordena suspensión de labores a planta minera en Abangares

Dirección de Geología y Minas concedió 30 días para presentar un plan de mitigación y restauración ambiental tras colapso de laguna contaminada con residuos tóxicos.

La Dirección de Geología y Minas (DGM), adscrita al Ministerio de Ambiente y Energía (Minae), ordenó la suspensión de labores en la planta de tratamiento minera La Luz; empresa involucrada en el derrame de material con aparente cianuro y mercurio en los ríos Santa Lucía y Abangares; el pasado viernes.

La orden se notificó este miércoles 20 de julio y surgió a partir de una solicitud del propio desarrollador del proyecto, un ingeniero civil llamado José Francisco Rúa León. El concesionario justificó la petición debido a los “acontecimientos de fuerza mayor que causaron la afectación a una de las paredes de las pilas de las colas y que causaron el consecuente derrame de material fuera de la pila”.

Rúa agregó que esos hechos los obligan a evaluar y remediar la situación de previo a continuar con las labores de la planta, por lo que solicitaba se aprobara la suspensión voluntaria de labores a partir del día del 19 de julio 2022 hasta el 19 de setiembre, mientras se desarrollan las investigaciones y se determinan las medidas de mitigación respectivas.

Por otro lado, en respuesta a la solicitud, la DGM ordenó no solo la inmediata suspensión de labores con el fin de evitar daños ambientales negativos significativos, de difícil e imposible reparación; sino que concedió un plazo de 30 días hábiles a Rúa León, contados a partir del próximo jueves para presentar un plan remedial que establezca las medidas de mitigación y restauración ambiental.

“Dicha suspensión operará mientras dure el proceso de investigación y se determine lo que en derecho corresponda y rige a partir de la notificación de la presente resolución. Quedan excluidas de la presente suspensión, toda aquella labor de mitigación o remediación previamente aprobada por esta Dirección”, indicaba el documento.

La Planta La Luz comenzó a operar el 14 de enero de 2008M; sin embargo, dos años más tarde el 18 de agosto de 2010; Rúa León solicitó la suspensión de las labores por tiempo indefinido en la planta, refiriéndose a cualquier uso o manejo de esta, compra de químicos del proceso, precursores y sustancias; debido a una causa penal promovida por él mismo que imposibilitaba que la empresa se mantuviera en operación.

La planta estuvo sin operar desde entonces, hasta el 30 de octubre de 2020 cuando la DGM levantó la paralización de labores de la concesión. Su desarrollador, José Francisco Rúa León, un costarricense por naturalización de 59 años, aparece como patrono moroso en la base de datos de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), con un acumulado en cobro administrativo de ¢3,6 millones.

El rompimiento de una laguna de almacenamiento de aguas presuntamente envenenadas con químicos altamente tóxicos como cianuro y mercurio, en una planta minera ubicada en Abangares, Guanacaste, provocó la muerte de varias especies de peces y camarones en los ríos Santa Lucía y Abangares, según confirmó el director de Áreas de Conservación Arenal Tempisque, Alexánder León.

Vecinos de la zona y la Unión Cantonal de Asociaciones de Desarrollo de Abangares (Uncada) calificaron lo sucedido como una “tragedia ambiental” y aseguraron que la situación “no es producto de la minería artesanal”.

Aunque el Ministerio de Salud local y el alcalde de Abangares, Heriberto Cubero, no reportan familias afectadas, una visita de La Nación al cantón guanacasteco comprobó lo contrario. Maricela Tenorio fue una de las víctimas que experimentó una inflamación en su rostro y una alergia en el cuerpo que le causó un ardor que califica como ‘que le quemaba por dentro’. Aunque la mujer no consumió agua del río, sí la utilizó para lavarse las manos, sin saber en ese momento que podría tener sedimentos químicos.

También fue el caso de Modesto Camacho, un ganadero vecino de la comunidad de Matapalo, Abangares, que tuvo que salir corriendo a encerrar a sus animales para que no corrieran peligro y no tomaran del agua aparentemente envenenada.

“Yo vi en la mañana como el río empezó a ensuciarse, era agua color chocolate; fue algo muy preocupante porque me avisaron que en el río había sustancias tóxicas y tuve que correr a encerrar al ganado para que no tomara de esa agua”, relató.

Ante la consulta de este medio, la empresa Planta La Luz sostuvo que el derrame de material se originó por las fuertes precipitaciones “que provocaron que el agua y lodos que se encontraban dentro de la pila se derramaran unos metros hasta llegar al río”.

Además, el Ministerio de Salud comunicó que ayer (martes) se realizaría un muestro en la zona para determinar el área afectada. La institución no tiene evidencia de contaminación de aguas para consumo humano ni población que se abastezca de estas y a la fecha, tampoco tienen registros de familias afectadas por el rompimiento de la pila minera.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.