Servicios

Gasolina bajaría ¢28 y diésel ¢43 por cambios en metodología de Aresep

Rebaja tardaría en llegar, pues requiere audiencia pública que se realizaría en junio. Además, está pendiente ajuste extraordinario en estudio

La Autoridad Reguladora de los Servicios Públicos (Aresep) propuso rebajas de ¢28 por litro en la gasolina súper, de ¢27 en la regular y ¢43 para el diésel como efecto de cambios recientes introducidos en la metodología que aplica para calcular las tarifas.

Esas modificaciones están incluidas en el estudio tarifario ET-041-2022 a partir de un primer análisis técnico realizado por la Intendencia de Energía de la Autoridad.

El expediente aclara que antes de dictar resolución, Aresep debe someter su propuesta a una audiencia pública, la cual se llevaría a cabo el próximo 10 de junio. Finalmente, entraría a regir tras publicar la decisión en el diario oficial La Gaceta, lo que podría ocurrir en el transcurso de la segunda quincena de junio. Será entonces cuando los consumidores perciban la baja.

Sin embargo, esta buena noticia podría verse afectada por otro estudio tarifario que tramita la propia Intendencia de Energía correspondiente al ajuste extraordinario de mayo, que considera el aumento de precios internacionales de los hidrocarburos importados por Costa Rica. La resolución de ese estudio y los nuevos precios resultantes entrarían a regir en la primera quincena de junio, según ha informado la Aresep.

A la fecha, el precio por litro de la gasolina súper es de ¢958, de ¢933 para la regular y de ¢908 para el diésel. Estos precios incluyen el último incremento por el impuesto único a los combustibles, que se aplica desde este miércoles.

El cambio en la metodología consiste en que ahora se utilizarán los costos reales de rubros como el transporte marítimo de los hidrocarburos al país, los seguros, el flete local, la ganancia de comercialización de las gasolineras y el margen cobrado por la Refinadora. Anteriormente, se utilizaban estimaciones de todas estas variables.

El efecto de este cambio, explicó Aresep la semana pasada, es que los precios en el mercado internacional se trasladarán a las tarifas locales de manera más oportuna y estable lo cual, según la entidad, contribuiría a disminuir el impacto en los precios del llamado rezago tarifario.

Dicho rezago consiste en una distorsión que pagan los consumidores locales por la espera de más de un mes, entre el día en que se calcula el precio de cada carburante importado a Costa Rica y el momento en que entra a regir. Para dicha distorsión se venían analizando diferencias diarias entre el costo del litro promedio de combustible en tanque, menos el precio de referencia internacional vigente por resolución en cada día de venta del mes en estudio.

Esto quedó rebasado ahora con los ajustes en el método tarifario, los cuales, sin embargo, no garantizan rebajas pues todo dependerá de los costos de los hidrocarburos en el extranjero.

La rebaja propuesta correspondería a la aplicación de la metodología con datos de periodos anteriores, pero también se usaría en el ajuste extraordinario en trámite.

Justamente este martes, la Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) urgió a la Autoridad a rebajar precios con las depuraciones aprobadas en el método de cálculo.

Juan Fernando Lara Salas

Juan Fernando Lara S.

Redactor en la sección Sociedad y Servicios. Periodista graduado en la Universidad de Costa Rica. Ganó el premio Redactor del año de La Nación (2012). Escribe sobre servicios públicos, infraestructura, energía y telecomunicaciones.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.