Josué Bravo. 24 enero
El PAC solo lleva candidaturas a alcaldes en 44 de los 82 cantones. La foto corresponde a la Asamblea Nacional del partido realizada el 17 de julio en la sede de la agrupación en San Pedro de Montes de Oca, San José. Foto: José Cordero
El PAC solo lleva candidaturas a alcaldes en 44 de los 82 cantones. La foto corresponde a la Asamblea Nacional del partido realizada el 17 de julio en la sede de la agrupación en San Pedro de Montes de Oca, San José. Foto: José Cordero

El PAC es el partido político que perdió más candidaturas a alcalde y vicealcaldes durante el proceso de inscripción ante el Tribunal Supremo de Elecciones (TSE), de cara a las elecciones municipales del 2 de febrero.

Por errores propios o por renuncias, el partido en el gobierno dejó en el camino 26 postulaciones: 11 para el cargo de alcalde, siete para el puesto de primer vicealcalde y ocho para la segunda vicealcaldía.

Las pérdidas del Partido Acción Ciudadana (PAC) representan más de la mitad de las 51 candidaturas para las alcaldías que fueron denegadas a diferentes partidos, según los registros del TSE.

Al ser consultado por La Nación, el secretario general rojiamarillo, Anthony Cascante, respondió lo siguiente: “El partido realizará una evaluación sobre el proceso electoral municipal una vez que este concluya. De momento es prematuro señalar conclusiones al respecto”.

En total, 12 agrupaciones políticas (diez nacionales y dos provinciales) sufrieron 51 bajas en 32 municipios.

De estas pérdidas, 12 corresponden a nominaciones para alcaldes, 13 a primeras vicealcaldías y 26 a segundas vicealcaldías.

Aparte del PAC, solo solo Renovación Costarricense perdió un aspirante a la alcaldía. Se trata de Laura Rebeca Morales Brenes, del cantón Central de Cartago, debido a que toda su papeleta fue nombrada de forma directa por la Asamblea Nacional del partido, sin que se celebrara una asamblea cantonal para hacer una primera nominación.

Después del PAC, le siguen en pérdidas Restauración Nacional, con cinco postulaciones, y Unidos Podemos y el Republicano Social Cristiano (PRSC), con cuatro cada uno.

A nivel global, la mayor parte de las inscripciones denegadas obedeció a renuncias. Eso ocurrió en 17 casos.

Otras 13 postulaciones fueron rechazadas porque los candidatos no contaban con dos años de domicilio electoral en el cantón para el cual pretenden servir, mientras que ocho fueron fueron nombradas de forma directa en asamblea nacional de cada partido sin una asamblea cantonal previa.

Candidatos con dos partidos

El TSE también denegó tres inscripciones porque un mismo candidato estaba registrado para otros cargos en otras agrupaciones.

En Los Chiles, Restauración Nacional (PRN) inscribió a Sandra Miranda Arias como candidata a la primera vicealcaldía, a pesar de que Nueva República ya la había registrada como aspirante a síndica.

El TSE resolvió denegar la postulación restauracionista y dejar la de Nueva República.

Un caso similar ocurrió en Desamparados. El Partido Republicano Social Cristiano (PRSC) inscribió a Xiomara Valverde Barquero como candidata a la segunda vicealcaldía, mientras que Unidos Podemos la registró como aspirante a Concejal de Distrito.

El Tribunal rechazó la gestión del PRSC. “Para sorpresa nuestra, la señora Valverde había postulado su nombre previamente con otro partido político, razón suficiente para que el TSE no inscribiera su nombre con el Republicano”, explicó Dragos Dolanescu, presidente de ese partido.

“De nuestra parte no se hizo uso de los instrumentos ni plazos para la subsanacion, ya que nos quedó manifiesta la intención de la señora Valverde de representar otra agrupación política en las próximas elecciones municipales y fuimos respetuosos de su decisión”, añadió el también legislador.

El otro caso parecido ocurrió en Escazú. Unidos Podemos registró a María Hidalgo Sandí para la segunda vicealcaldía y la perdió, debido a que Liberación Nacional ya la había inscrito como como aspirante a Concejal de Distrito.

Las bajas del PAC

Como lo había informado La Nación, el pasado 6 de enero, el PAC perdió las postulaciones a alcaldes de Poás, Flores, San Mateo, Vázquez de Coronado, Sarchí y Matina por errores; mientras que las de Limón, Parrita, Siquirres, Quepos y Esparza renunciaron.

Las faltas de las primeras seis consistieron en colocar aspirantes que incumplían el requisito de tener al menos dos años de domicilio electoral en el cantón para el cual pretendían servir.

También, debido a que partido los eligió de forma directa en la Asamblea Nacional sin haber convocado a asambleas cantonales para hacer una primera designación.

Las siete para la primera vicealcaldía y las ocho para la segunda vicealcaldía, que el PAC perdió, están asociadas a las bajas para la alcaldía. Diez ocurrieron por renuncias y el resto por errores.