Rebeca Madrigal Q.. 12 diciembre, 2019
Víctor Morales Mora, ministro de la Presidencia, cuando se desempeñaba como diputado del PAC. Fotografía: Mayela López
Víctor Morales Mora, ministro de la Presidencia, cuando se desempeñaba como diputado del PAC. Fotografía: Mayela López

El gobierno procura crear una alianza parlamentaria que permita sacar adelante, en la Asamblea Legislativa, la agenda de transformaciones anunciada por el Carlos Alvarado.

Así lo afirmó el ministro de la Presidencia, Víctor Morales, en la sesión del Consejo de Gobierno del pasado 19 de noviembre, antes del anuncio de la agenda de proyectos para las sesiones extraordinarias del Congreso, que van del 1.° de diciembre al 30 de abril.

“Se están utilizando criterios como asignar proyectos a todos los órganos legislativos, buscar alinear posiciones entre el Ejecutivo y la fracción oficialista y crear condiciones para la alianza parlamentaria entre PAC, PLN y RN”, dijo en esa ocasión Morales.

Morales explicó a este medio que, para armar la agenda de extraordinarias, tomó en consideración el acuerdo que hubo entre Liberación Nacional (PLN), Acción Ciudadana (PAC) y Restauración Nacional (PRN), de cara a la elección del actual directorio legislativo.

“Ahí armamos esa convergencia a partir de un programa legislativo que se ha ido empujando”, dijo el ministro.

Agregó que la agenda de proyectos planteada al Congreso “es el resultado de un acopio de temas” que se había discutido a la luz de la negociación de mayo.

No obstante, aseguró que esa circunstancia no descarta conversaciones con los demás partidos políticos, pues también dialogó sobre la agenda con fracciones como el Partido Unidad Social Cristiana (PUSC).

En estas sesiones extraordinarias, los diputados discutirán reformas a la regulación de las huelgas, al empleo público y a las pensiones de lujo, así como cambios a instituciones y la refundición de los órganos desconcentrados de los ministerios.

Además, se debatirá una flexibilización de las jornadas laborales, así como la regulación de las plataformas de transporte y una amnistía para deudores con la CCSS, entre otros temas.

Un bloque entre PLN, PAC y PRN suma 34 votos, lo que permitiría empujar las iniciativas.

Silvia Hernández, jefa de fracción del PLN, aseguró que del 1.° de mayo sí hubo acuerdos sobre temáticas y proyectos, pero no así la forma de votar cada expediente, pues esa parte “se debe construir siempre”.

Un proyecto de interés de Liberación es el que permitiría las jornadas de 12 horas durante cuatro días por tres días de descanso.

Asimismo, esta iniciativa facilitaría que, en ciertas actividades económicas, la jornada laboral se pueda adaptar a la estacionalidad. Así, en temporada alta, la jornada podría ser hasta de 10 horas y, en la baja, de seis horas.

También es de Liberación el plan para evitar abusos en huelgas, el cual declararía ilegales estos movimientos en servicios esenciales y establecería que, durante la huelga, se suspende el pago de salarios.

Por otro lado, la diputada Xiomara Rodríguez, subjefa de de Restauración Nacional, sostuvo que hay grandes diferencias entre el PAC y su agrupación política, por lo que no considera que exista una alianza.

En la agenda de sesiones extraordinarias, el gobierno convocó dos proyectos de ley de gran interés de Restauración Nacional, pese a los fuertes cuestionamientos técnicos y a que Zapote se había opuesto expresamente a uno de ellos.

Este último es la reforma abriría un plazo plazo de unos tres años para que los asalariados que se jubilen retiren en un solo pago la totalidad de la pensión del Régimen Obligatorio de Pensiones (ROP).

Los especialistas en la materia sostienen que ese plan va en contra del espíritu de las pensiones y que desprotegerá a la población adulta mayor. Aún así, el gobierno decidió empujar la iniciativa.

El otro texto es un proyecto del presidente del PRN, Carlos Avendaño, que permitiría a todos los asalariados, por única vez, retirar el dinero que tengan en su Fondo de Capitalización Laboral (FCL), aunque no hayan cumplido cinco años seguidos de laborar con un mismo patrono.

Esa iniciativa, presentada a finales de octubre, está avanzando en la comisión de Sociales y, este jueves, recibió dos audiencias para su discusión.

Cuando el presidente anunció la agenda, el diputado Avendaño incluso la calificó de ambiciosa y “de gran envergadura nacional”.