Política

Feinzaig: Si el Gobierno quiere eurobonos, que muestre un compromiso serio de recorte al gasto

Afirma que ‘las grandes transformaciones siguen durmiendo el sueño de los justos’ mientras el Gobierno quiere aumentar la planilla estatal y ‘más flexibilidad para gastar a su antojo’. Añade: ‘Los diputados tenemos que pararnos y decir: No, señores, lo que nos están planteando es una receta para el desastre’.

En días de polémica entre la Casa Presidencial y Cuesta de Moras, el jefe de la fracción del Partido Liberal Progresista (PLP), Eliécer Feinzaig, lanzó una consigna hacia el gobierno de Rodrigo Chaves, que presiona para que los diputados aprueben un endeudamiento externo por $6.000 millones en eurobonos.

Feinzaig expuso la ruta que el Gobierno tiene que comprometerse a cortar el gasto público, si quiere la autorización legislativa para colocar bonos de deuda costarricense en el mercado internacional, pues hasta ahora “las grandes transformaciones siguen durmiendo el sueño de los justos”.

-No, yo creo que el Gobierno ha desperdiciado estos tres meses. Teniendo un índice de aprobación tan alto, era el momento para impulsar grandes reformas que tenían que pasar por aquí, por la Asamblea.

“Estoy convencido de que había una estrategia de no darle mucho protagonismo a la Asamblea, para aprovechar ellos la luz del reflector, con los decretos ejecutivos, las conferencias de prensa.

“No estoy diciendo que no deban de tomar decisiones por decreto, para eso existen y por dicha el presidente lo entiende, a diferencia de los anteriores. En paralelo, se pudo haber empezado a trabajar grandes reformas.

“Presentaron la fusión de las entidades alrededor del MOPT, que es importante, pero no creo que sea una macrorreforma; la del Minae, que puede tener un impacto grande, porque Setena se ha convertido en un obstáculo para el desarrollo del país, pero no. Las grandes transformaciones que requiere el país siguen durmiendo el sueño de los justos”.

-Bueno, el Gobierno se tiene que comprometer a cortar el gasto, a no subir impuestos, porque lo que nos ha enseñado hasta ahora, con el relajamiento de la regla fiscal, puede hacer crecer el gasto público en más de ¢400.000 millones.

“Aunque Hacendarios lo rechazó, el Ejecutivo pidió que se eliminara la norma que exige congelar plazas, con la excusa de que no pueden contratar maestros y policías, pero la propia norma decía que se congelan todas excepto en MEP y Ministerio de Seguridad; entonces, la excusa no sonaba bien.

“El presidente de la CCSS nos dice que va a crear 12.500 plazas en los próximos cinco años y eso me recuerda mucho al plan Escudo.

“Entonces, lo que me suena es que quieren aumentar la planilla estatal, aumentar el gasto público, más flexibilidad para gastar a su antojo y los proyectos que están impulsando, por ejemplo, el de abrir el mercado de deuda interna para inversionistas extranjeros es una forma de obtener financiamiento sin solicitar autorización a la Asamblea.

“Quieren flexibilizar más para endeudarse y para gastar, pero no se ve cuál es el compromiso del Gobierno. A pesar de que dicen que es un gobierno de vocación no ‘gastona’ y han tomado algunas medidas, como los alquileres, que según dice doña Pilar Cisneros representa un ahorro de ¢3.000 millones, solo lo de la regla fiscal representa un incremento del gasto de ¢400.000 millones.

“Ni siquiera, borran con la puntita de la uña lo que hicieron con la mano, porque el resto del brazo es un aumentazo del gasto enorme. ¿Qué esperamos? Que el Gobierno muestre un compromiso serio de recorte del gasto, que indique dónde va a hacer esos recortes, más allá de lo que ha hecho. Que sean significativos y que se comprometa con una agenda de reformas estructurales para el país y que nos diga cuál es el acuerdo con el FMI.

“Si la excusa es que ellos necesitan emitir eurobonos para obtener crédito a mejores tasas de interés, ¿por qué no van al Fondo a pedir una ampliación del programa? La tasa de interés del Fondo Monetario es mucho más baja que la del mercado.

“Claro, no quieren ir al FMI porque este exigiría reformas estructurales. Entonces, los diputados tenemos que pararnos y decir: ‘No, señores, lo que nos están planteando es una receta para el desastre’”.

-Bueno, lo voy a corregir. Ese tipo de expresiones en cualquier momento son inaceptables. No es porque lleve solo tres meses. Ni cuando lleve tres años es correcto.

“No sé de qué está hablando él, él sabrá lo que le cuentan los pajaritos en la cabeza. Lo que sí es cierto es que, lo dije la semana pasada, nuestra preocupación es que el Gobierno no ha trazado la ruta económica.

“Si quiere que le aprobemos los eurobonos, que revele su ruta económica, que nos diga a qué se va a comprometer. Lo dijimos transparentemente, no por debajo de la mesa, no estamos gaveteando absolutamente nada. Lo dijimos en el plenario, para que todo el mundo lo viera. Él sabrá a quién se refería”.

-Bueno, yo me debato internamente. Yo no creo en hacer oposición por el arte de oponerse. No creo que sea la función de los partidos de oposición empezar a majarle los callos al Gobierno desde el día uno.

“Había que darle un espacio para que empezara a trabajar, que mostrara lo que trae y lo que quiere hacer. Cuando ha sido necesario plantarse, nos hemos plantado.Por ejemplo, con este tema de eurobonos, este martes tanto Kattia Rivera (jefa del PLN) como yo, fuimos bastante claros en el plenario.

“Sí es cierto que hay algunas fracciones que están jugando todavía a la media cancha, para ver a qué lado se apuntan”.

-No, no solo con las declaraciones. Para mí, las declaraciones no pasan de ser anecdóticas. Fueron inapropiadas y creo que le costaron políticamente al presidente. Pilar Cisneros tuvo que reconocer ayer que fue un error, en el plenario.

“El presidente emitió una disculpa-no disculpa. Anoche, en la reunión que tuvo con los diputados de la Comisión de Asuntos Económicos, se disculpó varias veces. Entonces, como que entendió que se le fue la mano.

“Eso para mí es más anecdótico. En lo que siento que no fuimos correspondidos fue en darle a la Asamblea una agenda para trabajar, sabiendo que el Gobierno tenía la potestad en estos tres meses de definir la agenda legislativa, escogieron no enviar proyectos de gran calado”.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.