Televisión

‘Café con aroma de mujer’: ¿por qué no funcionó William Levy en Hollywood?

La trayectoria del actor cubano ha sido privilegiada, pero muchos se preguntan por qué no logró afincarse en la industria estadounidense

El actor cubano William Levy ha vuelto a tocar el éxito gracias a la gran acogida que está teniendo el remake de la telenovela colombiana Café con aroma a mujer. Sin embargo, antes de su regreso a las telenovelas, intentó abrirse paso en Hollywood pero finalmente no pudo despegar como hubiese querido.

Hacia finales de la década del 2010, Levy triunfaba como actor protagónico de Televisa con títulos como Pasión, junto a Susana González y Fernando Colunga; Cuidado con el ángel, al lado de Maite Perroni; Sortilegio, con Jacqueline Bracamontes; y Triunfo del amor, nuevamente haciendo dupla con la ex RBD. Profesionalmente todo parecía haberle salido redondo al actor cubano que, hasta antes de trabajar en tierras aztecas, había tenido algunas participaciones en telenovelas de Miami.

Sin embargo, Levy quiso probar más allá y tras su paso por México decidió que lo mejor sería ir a Hollywood a abrirse camino como actor. Es así como en 2011 es elegido como el modelo masculino del videoclip I’m Into You, de Jennifer López.

Esto le abriría las puertas un año después al popular programa Dancing with the Stars. Catalogado como uno de los favoritos de la edición del 2012, el cubano no se llevó el primer lugar de la competencia pero logró coronarse como el mejor tercer puesto de la competencia de ABC.

“Mi gente linda!!!! No tengo palabras para decirles lo mucho que los quiero y lo mucho que les agradezco todo el cariño y apoyo que me brindaron en esta travesía. Cuando decidí ponerme en esta situación fue con propósito de conocer un nuevo territorio en mi vida y mi carrera, de divertirme y a la vez divertirlos a ustedes, de darles y darme la oportunidad de compartir en una forma diferente y especial, de que conocieran un poco más de cerca al verdadero William, ese que nació en hermoso pueblo llamado Cojímar en la Ciudad de La Habana!”, escribió Levy aquel mayo de 2012.

Con esta corta experiencia, Levy continuó buscándose una oportunidad en Hollywood. El paso siguiente sería en 2014, con una comedia romántica de nombre The Single Moms Club, junto a Nia Long (la novia y prometida del personaje de Will Smith en The Fresh Prince of Bel-Air).

Este mismo año protagonizó Addicted, un drama erótico estadounidense que aborda temas fuertes como la adicción sexual y la infidelidad, y que relata la historia de una exitosa empresaria que satisface sus obsesiones de manera clandestina. La cinta está basada en el libro de la autora afroamericana, Zane. La cinta tuvo un 8% de calificación en Rotten Tomatoes, ya que la mayoría de las críticas fueron negativas.

Sobre Quinton, su personaje en esta película, Levy dijo en 2014: “Es un personaje con muchos layers y altibajos... Es un artista carismático y muy sensible, pero a la medida que la historia se va desarrollando, va saliendo su lado oscuro”.

Tres años después, en 2017, al actor le llegaría una gran oportunidad en Hollywood con la película Resident Evil: The Final Chapter, la sexta y última película de la saga. Protagonizada por Milla Jovovich, Ali Larter, Shawn Roberts, Ruby Rose, Eoin Macken, William Levy y Iain Glen, esta cinta recibió críticas mixtas y obtuvo una taquilla de $312 millones en todo el mundo.

Este mismo año, el actor cubano fue llamado al elenco de Girl Trip, de Malcolm D. Lee (Scary Movie 5), una comedia romántica protagonizada por Regina Hall, Tiffany Haddish Queen Latifah, Jada Pinkett Smith, Larenz Tate y Mike Colter.

En el 2018, Levy se unió a la tercera temporada de Star, una serie de televisión estadounidense que mezcla el drama y el musical. En esta última entrega, el actor cubano interpretó a Mateo Ferrera, un magnate de los medios de comunicación especialista en engatusar a la gente.

El 30 de agosto de 2021, un día después de cumplir 40 años de edad, William Levy declaró a EFE el mal sabor de boca que le dejó su paso por Hollywood. “Llega un momento en el que uno tiene que aceptar las cosas. En Hollywood no están listos para entender que los latinos no cabemos dentro de ninguna cajita”, dijo en medio del lanzamiento de su primer restaurante, ubicado en las afueras de Miami.

“Me decían que era demasiado rubio para ser latino, demasiado latino para ser americano. Sí, hay más oportunidades, pero son para los que tienen un aspecto que responde a los estereotipos existentes”, indicó el cubano, quien después de ponerle pausa a sus sueños hollywodenses, decidió crear su propia productora de filmes latinoamericanos llamada William Levy Entertainment.

“Llega un momento en el que uno tiene que decidir qué quiere en la vida y yo me di cuenta de que prefería enfocarme en los míos, en mi familia y en mis sueños”, agregó Levy, quien explicó que actualmente su principal meta profesional es hacer cosas que enriquezcan la vida de su gente.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.