Armando Mayorga. 29 abril
Imagen de una cámara térmica del S60 o S61 de CAT. El destello es una temperatura anormal en un ser humano.
Imagen de una cámara térmica del S60 o S61 de CAT. El destello es una temperatura anormal en un ser humano.

Caterpillar, el fabricante de celulares de alta resistencia CAT, dio a conocer un nuevo uso de dos de sus modelos para combatir la propagación del nuevo coronavirus.

La marca declara que la cámara térmica de sus teléfonos S60 y S61 ayudan a detectar y monitorear temperaturas (fiebre alta) en multitudes con solo enfocar hacia grupos de personas.

Esos modelos, que tienen uso regular en las áreas de ingeniería y arquitectura, pueden medir la temperatura corporal hasta 30 metros de distancia gracias a su cámara térmica de tecnología Flir.

Sus sensores tienen posibilidad de determinar temperaturas en el rango de -20 a 120 grados centígrados.

Aaron Brito, director de ventas para Centro América y el Caribe, asegura que el S60 y el S61 pueden contribuir de manera significativa a detectar posibles casos de propagación de virus para adoptar las medidas inmediatas con el fin de reducir la expansión de las enfermedades.

“Estos dos teléfonos tienen la capacidad de leer la temperatura a una distancia mucho mayor a la recomendada por las autoridades de salud de todos los países. En general, en el caso del Covid-19 se ha dicho que la gente debe mantener una distancia social de 1,8 metros, pero los dos dispositivos rebasan con mucho esa cifra para operar con gran precisión la cámara térmica.

“Todos los objetos físicos, incluyendo las personas, irradian energía infrarroja. Esto puede ser detectado por una cámara térmica, con diferentes temperaturas de superficie visualizadas y representadas como diferentes colores en una pantalla. La tecnología no requiere luz natural y tampoco contacto físico con la persona u objeto para detectar calor”, añadió el ejecutivo

La operación e interpretación de los datos e imágenes de la cámara térmica del S60y el S61 de CAT se puede llevar a cabo mediante un entrenamiento que requiere de apenas unos cuantos minutos.

“Esto hace que la toma de imágenes térmicas sea una tecnología ideal para la detección inicial de grupos o líneas de personas que pasen por una cámara térmica. Ya que las temperaturas elevadas podrían ser síntoma de enfermedad, se mostrará con un color diferente en la pantalla en comparación con la temperatura normal de la piel. Esto permite que individuos que muestren temperaturas elevadas puedan ser identificados rápidamente con facilidad y sin interacción”, explicó Brito.

Los CAT son manufacturados por Bullitt Group, con licencia de la marca Caterpillar.