Accidentes

Nadador de 14 años fallecido en Alajuela soñaba con ir a Juegos Nacionales

Emerson Porras Vásquez murió, sorpresivamente, luego de sentirse mal en una práctica . Sus padres lo recuerdan como un joven de oración, amante del deporte y del cine. Su colegio le rindió homenaje

El joven atleta junto con sus padres Claudio y Jéssica, en un torneo que tuvieron recientemente en La Sabana. Foto: suministrada por Shirley Vásquez.

Emerson Porras Vásquez era un muchacho de oración, amante del deporte y el cine. Así lo recuerdan sus padres Claudio Porras González y Jéssica Vásquez, quienes enfrentan el dolor de la sorpresiva muerte de este nadador, de solo 14 años, en el Polideportivo Monserrat, en Alajuela.

Emerson tenía ocho años de nadar con el equipo de Alajuela. Se inició en ese deporte a los seis años y medio y entrenaba de lunes a viernes de 4:30 p. m. a 6:30 p. m. y los sábados a las 5:30 a. m. No tenía padecimiento alguno del corazón, según los electrocardiogramas que rutinariamente le practicaban.

Este lunes, tres días después de la tragedia, los padres de Emerson hablaron un poco sobre la vida del joven, quien también era amante de las series de Netflix, además de ser un buen estudiante. Era el hijo único de esta pareja vecina del Brasil de Alajuela.

La madre cuenta que siempre, antes de salir de casa, oraban juntos. Algo que tiene muy claro es que este joven tenía al Dios en su corazón. Siempre me dijo “Mami, Dios tiene un propósito en nuestra vida”.

A veces permanecía casi todo el día en el Colegio Redentorista San Alfonso, donde cusaba noveno año. Tenía un permiso especial para salir antes, por motivo del entrenamiento.

Doña Jéssica narró que Emerson tenía una pasión y facilidad por el dibujo, tanto así que sus padres pensaron que podría inclinarse por la Arquitectura, sin embargo, él no había definido bien lo que quería estudiar.

“Era mi amigo de series” cuenta don Claudio, quien trabaja en soporte técnico bilingüe de redes y software.

Les gustaba compartir los ratos libres o fines de semana viendo series. “Siempre me insistía en que no me quedará atrasado con alguna, porque entonces no podríamos verla juntos. A pesar de que él pasaba en el colegio o entrenando, tratábamos de sacar el rato para disfrutar las series.

“Me gusta ‘Star Wars’ y me decía, ¿papi apúrense a ponerse al día, porque ya viene Obi-Wan Kenobi 2022′″, relató.

También estaba muy emocionado con la realización de Juegos Deportivos Nacionales en enero, pues la disciplina de natación se llevaría a cabo en el Polideportivo de Monserrat y eso lo tenía muy ilusionado.

Doña Jéssica afirmó que tenían planeado un viaje a Disney en Florida, Estados Unidos, y que justamente coincidía con los Juegos Deportivos Nacionales, que serán del 18 de enero al 1.° de febrero de 2023.

Emerson les pidió a sus padre que por favor cambiarán la fecha del viaje, porque no quería perderse los juegos. Y así lo hicieron. El viaje era el regalo por lo 15 años que cumpliría el próximo 25 de julio.

Cuenta la madre que, era un estudiante muy aplicado. Le gustaba que las cosas fueran perfectas; por eso se esmeraba porque todo estuviera excelente.

Los padres recordaron que, el pasado viernes, Emerson solo debía ir al colegio en la tarde, pero desde la mañana estuvo como impaciente, apresurado.

“Me pidió permiso para irse antes para el colegio, porque había un baile, y así fue. Luego lo llevamos al polideportivo, al entrenamiento.

“Recuerdo que llovía mucho en Alajuela, por lo que él se fue a la piscina y nosotros nos quedamos en el carro; no habían pasado ni 20 minutos cuando nos llamaron para que fuéramos porque él se sentía mal”, afirmó la madre.

Salieron de inmediato, le dieron maniobras de resucitación, pero al verlo tan mal, se lo llevaron en el carro para el hospital, que está muy cerca. “Yo lo alcé y lo entregué a los médicos, pero todo pasó muy rápido”, cuenta don Claudio.

Aunque todavía no asimilan lo sucedido, dicen que tienen paz en su corazón. En tanto, se está a la espera de que la autopsia arroje luces sobre la causa de la repentina muerte del joven.

El Colegio Redentorista San Alfonso realizó este lunes un homenaje especial en el que la dirección y los docentes resaltaron la disciplina que tuvo el joven para llevar estudio y deporte de la mano. Se hizo una oración y pusieron una de sus canciones favoritas “Mil Rosas” de la Oreja de Van Gogh.

Uno de los profesores recordó a Porras como muy creativo. Le gustaba investigar mucho y hacer muchas preguntas; de hecho el mismo viernes le hizo una extraña pregunta al profesor de Matemáticas.

Como estudiaban las fórmulas matemáticas, le dijo que si sabía alguna fórmula para ver el futuro, detallaron en el homenaje. Luego vino un minuto de aplausos por las medallas que logró ganar como atleta.

Un lazo negro fue colocado este lunes en el Colegio Redentorista San Alfonso, donde Porras cursaba el noveno año. Foto: Shirley Vásquez.

La muerte súbita de atletas no es común, pero tampoco es nueva. Uno de los casos más recordados en nuestro país es el del defensa del Deportivo Saprissa Gabriel Badilla, de 32 años, quien se desvaneció mientras corría la competencia Lindora Run, en Santa Ana, el domingo 20 de noviembre del 2016.

Eran 10 kilómetros. Antes de llegar a la meta el excapitán morado se desvaneció y, pese a las maniobras de reanimación, fue imposible recuperarlo y se le declaró fallecido en el sitio.

Otra muerte durante actividad deportiva ocurrió con el abogado Víctor Rafael Herrera Flores, de 55 años, quien falleció el 22 de junio del año pasado cuando participaba en un juego recreativo de fútbol 5 en unas canchas de Moravia.

Herrera era uno de los abogados defensores en las audiencias por el Caso Cochinilla, por presuntos delitos en contratos de obras viales, donde se involucró a empresarios y a funcionarios del Consejo Nacional de Vialidad (Conavi) con un esquema de pago de dádivas a cambio de ayuda.

Hugo Solano C.

Hugo Solano C.

Periodista en la sección de Sucesos y Judiciales. Licenciado en Ciencias de la Comunicación Colectiva de la Universidad de Costa Rica.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.