Otros deportes

Video: Gerald Drummond vivirá los tres días de mayor ansiedad en su vida para saber si clasifica a Tokio

El vallista ganó la presea de oro e impuso un nuevo récord centroamericano, pero hasta el miércoles sabrá si obtuvo los puntos necesarios para sellar su boleto a la olimpíada

Sin importar la incesante lluvia, Gerald Drummond Hernández salió con todo para encontrarse con la historia.

Después de que el evento de los 400 metros con vallas sufriera un retraso de 30 minutos, por las condiciones climáticas, y se pensara en su suspensión, la tensión y la ansiedad se apoderó de los competidores, pero Gerald, junto a sus compañeros, salió a correr sabiendo que no había un mañana si quería lograr la clasificación a los Juegos Olímpicos de Tokio.

Drummond, con el disparo de salida, atacó una a una las vallas hasta completar las 10, para imponerse en un cierre espectacular con un tiempo de 49 segundos y 31 centésimas (49:31), estableciendo récord centroamericano y nacional tras vencer a los también ticos Emmanuel Niño con 50:17 y Luis Alonso Guevara con 54.95.

Además, gracias a su cetro de la región y al mejorar su registro, ganó 1.224 puntos, que lo ubican en el puesto 36 del ranquin de la Federación Internacional de Atletismo (IAAF), logrando así, de momento, clasificarse a las justas de Tokio al estar entre los mejores 40 del mundo.

Sin embargo, todo ese esfuerzo y dedicación vería sus frutos el próximo miércoles, cuando la IAAF dé a conocer el corte final de los atletas que obtuvieron su boleto a las justas niponas, por lo que sin duda el vallista vivirá los tres días de mayor ansiedad en su vida.

“Pese a todo lo que sucedió antes de la carrera, intenté no salirme de la concentración. Fue difícil, porque pensé que la iban a pasar para mañana, que era lo que queríamos, porque la pista no estaba en óptimas condiciones, porque estaba mojada, porque se pone más lenta y es más difícil correr así. Quería que lo cancelaran, pero al final no se dio”, confesó Drummond.

La carrera de mi vida. El vallista de 26 años aún respira con dificultad, quedó exhausto y no le da pena decir que lloró al finalizar la carrera, debido al gran esfuerzo que realizó durante los dos últimos años para lograr mejorar su registro y estar más cerca de la marca mínima que era de 48 segundos y 90 centésimas (48:90).

“No tengo palabras, fue la mejor carrera de mi vida. Dejé todo lo que tenía. Desde el principio salí a morir, yo dije que si llegaba al 300 (metros) muriéndome y tenía que parar; paraba, pero yo lo iba a dar todo desde el inicio y por dicha pude llegar hasta la meta. No lloré porque no hice la marca, sino por todo el trabajo que hicimos en los últimos dos años, por los obstáculos y pruebas que superamos y ver, que a pesar de todo, seguí luchando y estoy acá peleando hasta el final por un puesto en los olímpicos”, indicó Drummond.

Gerald aseguró que ha podido dormir, pero tiene claro que la espera hasta el miércoles se hará larga, casi interminable para saber si finalmente puede clasificar a Tokio.

“No queda más que esperar. Es bastante difícil, hay que tratar de no pensar en eso, pero es difícil. Estoy muy tranquilo, porque he hecho un buen trabajo, mejoré mis tiempos y estamos a las puertas de la clasificación. Solo podemos esperar que llegue el día”, admitió Drummond.

Además de la presea dorada de Drummond, conquistaron el primer lugar Juan Diego Cstro en los 800 metros, quien al igual que Gerald impuso un nuevo registro en el Istmo (1:49:87), Desiré Bermúdez en los 800 metros vallas (2:17:65), así como Abigal Obando en el salto de alto (1.77 metros) y Deisheline Mayers, en la impulsión, de la bola (13:84 metros).

A ellos se sumaron en horas de la tarde los primeros lugares de Daniela Rojas en los 400 metros vallas (59:82), Shermal Calimore en los 200 metros lisos (20:89) y los relevos de 4x100 femenino con Luisana Alonso, Shantely Scott, Irma Harris e Ivanniz Blackwood (49:92) y el relevo masculino de 40x100 con Luis Guevara, Shermal Calimore, Jeikob Monge y Emmanuel Niño (41:29).

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.