Esteban Valverde. 23 mayo
Eduardo Vargas de Tigres controla la pelota ante la marca del nacional Joel Campbell. El tico se esforzó en ataque y también intentó fajarse en la marca. Fotografía: AFP
Eduardo Vargas de Tigres controla la pelota ante la marca del nacional Joel Campbell. El tico se esforzó en ataque y también intentó fajarse en la marca. Fotografía: AFP

Joel Campbell y el León de México sufrieron un golpe frente al Tigres. El cuadro de Monterrey ganó 1 a 0 el partido de ida de la final de la Liga MX; ahora la Fiera está obligada a remontar el domingo a las 7:06 p. m. en su casa.

El costarricense fue la mejor carta de su escuadra en ofensiva, porque buscó el marco contrario, porque encaró, porque también sostuvo la pelota para desahogar su defensiva, no obstante su esfuerzo se quedó corto por la falta de compañía adelante.

El partido fue bueno, como acostumbran a ser en México, con intensidad, ida y vuelta y ocasiones en ambos marcos. Tigres aprovechó su condición de local y cumplió con lo que le toca en la serie: ganar en el Volcán.

El inicio del partido fue positivo para León, ya en el minuto 8 la Fiera se anunció en una acción que Ángel Mena no pudo enviar al fondo de la red, después de esa jugada el conjunto local se despertó.

Tigres empezó a ahogar la media cancha de los de Guanajuato, hasta que provocó un error en el minuto 20.

Luis Rodríguez en la zona medular contraria interceptó un servicio, quitó dos marcas y filtró un pase para que Luis Quiñones enfrentara al arquero Rodolfo Cota, el portero desvió pero el rebote le quedó al francés Andre Pierre Gignac y él no perdonó.

Con la diana en contra, los amarillos se fueron sobre los verdes y estuvieron a punto del 2 a 0, empero Cota y el defensor colombiano Andrés Mosquera frenaron las embestidas.

En el 25', el tico volvió a comandar a sus compañeros para buscar la igualdad cuando quitó una marca y asistió nuevamente a Mena, el goleador ecuatoriano no pudo acomodar la pelota y definir ante el guardavallas Nahuel Guzmán.

Para el 31' el costarricense gozó de la ocasión más clara cuando Guzmán rechazó mal un balón, el desamparadeño disparó de derecha y su remate salió cerca del palo izquierdo.

El nacional se llevó sus manos a la cabeza, mientras su técnico Ignacio Ambriz aplaudió y pidió más intensidad.

El segundo tiempo fue completamente controlado por el equipo del exjugador del Arsenal inglés, pero careció de efectividad frente al marco contrario.

Joel pasó a jugar como '9' y buscó con su habilidad crearse algún espacio, en algunas ocasiones lo encontró y en otras fue presa fácil del dobleteo rival.

Sobre el final, el mundialista de Brasil 2014 y Rusia 2018 creó dos chances al desbordar por derecha, sus centros iban bien dirigidos aunque los zagueros pudieron despejar.

El exfutbolista del Betis de España se vio sumamente esforzado y casi en el minuto 90 hizo un pique desde ofensiva para frenar un contragolpe del chileno Eduardo Vargas.

Ahora León le apuesta a revertir la serie en su casa, el próximo domingo por la noche cuando se cierre el enfrentamiento en el estadio ‘Nou Camp’.

“Está abierto todavía, nos ganaron. Ellos nos presionaron bien 30 minutos, después logramos encontrar nuestro juego, en el segundo tiempo mejoramos… Ahora vamos a casa, debemos hacer un gran partido para ganar a Tigres que es un gran equipo”, declaró Ignacio Ambriz, estratega verde.

El timonel añadió que debe trabajar en el manejo de la presión de su equipo para el duelo definitorio.

“Nos ganó un poco la ansiedad, creo que lo hicimos bien en las contra que tuvimos, pero bueno al final me voy con la sensación buena del segundo tiempo. Tuvimos nuestro chance en la que Mena se le escapa la pelota, esperamos que el domingo podamos terminar esto bien”, finalizó.