Fanny Tayver Marín. 20 enero
Lixy Rodríguez compartió con la comitiva de Talamanca que presenció el anuncio de Costa Rica Azul como nuevo patrocinador de Alajuelense Codea. Fotografía: Rubén Murillo / Prensa Alajuelense
Lixy Rodríguez compartió con la comitiva de Talamanca que presenció el anuncio de Costa Rica Azul como nuevo patrocinador de Alajuelense Codea. Fotografía: Rubén Murillo / Prensa Alajuelense

Una comitiva del equipo de fútbol de Bambú de Talamanca acudió el domingo al Estadio Alejandro Morera Soto con un doble propósito: ser testigos de honor de la presentación de Costa Rica Azul como patrocinador de Liga Deportiva Alajuelense Codea y, de paso, presenciar el partido entre rojinegros y florenses.

Entre quienes acudieron a la cita estaba Hazel Peterson Valdés, quien es familiar de la defensora Stephannie Blanco, una de las jugadoras con la que se reforzó el campeón nacional de fútbol femenino y, quien dicho sea de paso, es la primera futbolista indígena en llegar a la máxima división.

Hazel contó que le costaba encontrar las palabras adecuadas para definir lo que esa experiencia significó para ella.

“Para mí es un honor estar aquí representando a Talamanca, a las mujeres indígenas, porque las mujeres tenemos un gran corazón y las indígenas y en Baja Tamanca también sabemos hacer fútbol. A mí me llamaron y me dijeron que si podía venir y que salíamos a las 3 a. m., en sí no sabía a lo que venía, pero me siento contentísima por toda la experiencia”, comentó.

Y añadió: “Stephannie es parte de mi familia y en Talamanca la admiramos a ella, así como a todas las jugadoras de la Selección Nacional y de la Liga, porque hacen un gran esfuerzo. Sé que no es fácil llegar hasta acá y las chicas se esfuerzan, hay unas que tienen dificultades, allá no es un cantón desarrollado para esto, pero lo intentamos y tenemos talento”.

Contó que en Talamanca no hay edad para el fútbol.

“Hay muchas mujeres jóvenes, otras ya veteranas que les encanta y a pesar de las dificultades, ellas se motivan entre sí para poder ir a un partido. Tenemos un equipo, conformado por jóvenes, veteranas, mujeres que son cabezas de hogar que uno las ve en partidos y son un gran ejemplo, porque el fútbol hace que los jóvenes se entretengan y no se desvían hacia otras cosas como las drogas. Es mejor invertir el tiempo en el fútbol, que a todos nos hace soñar".

Hazel también manifestó que allá cada comunidad tiene su cancha y que aunque no están ambientadas a como quisieran, “vamos poco a poco”.

Christian Rivera y Fernando Ocampo se dan la mano. Costa Rica Azul es uno de los nuevos patrocinadores que se verán en la camisa de Alajuelense Codea. Fotografía: José Cordero
Christian Rivera y Fernando Ocampo se dan la mano. Costa Rica Azul es uno de los nuevos patrocinadores que se verán en la camisa de Alajuelense Codea. Fotografía: José Cordero

“Hacemos un esfuerzo de entrenar unas tres veces por semana, a algunas personas les queda lejos, entonces el esfuerzo es más. Para venir a conocer la cancha de la Liga es una experiencia muy bonita, nunca había estado en una cancha acá y desde pequeña veía a mi mamá, que es portera y me ilusionaba mucho, desde pequeña jugaba con mis primos y estar acá es algo que no puedo explicar, es una emoción, una alegría, es demasiado bonito y le agradezco a Costa Rica Azul porque nos permite estar acá”.

“Costa Rica Azul busca a través del fútbol, promover cambios en las comunidades y esos valores y esas ideas vienen a calzar bien con el proyecto que tenemos de fútbol femenino”, Fernando Ocampo, presidente de Alajuelense.

Según ella, esa organización ha sido de mucha valía para que cada vez haya más indígenas en Talamanca practicando fútbol.

“Han ayudado con ciertos implementos deportivos, algunas personas no tenían cómo jugar y ya podemos hacerlo. Para nosotras también es lindo ver lo que pasó aquí. Vi imágenes de esa final y como mujer me llena porque hay apoyo ya para las mujeres, porque nosotras jugamos buen fútbol y es una gran alegría”, acotó.

Christian Rivera es el director de Costa Rica Azul, una organización no gubernamental que nació hace casi 10 años con el concepto de salud y bienestar como modelo de desarrollo, donde el deporte juega uno de los roles más importantes.

Según Rivera, desde el corazón de las mujeres se observa como las estructuras organizacionales cambian, al igual que el sistema financiero y el deporte.

“Aquí estamos rumbo a la celebración del centenario de esta gran institución del corazón de estas muchachas y fue cuando lograron el campeonato y vimos como un país se volcó hacia el fútbol femenino y como organización dijimos vamos a seguir haciendo lo que hemos venido logrando desde diferentes comunidades”, citó.

Manifestó que Costa Rica Azul trabaja en pilares fundamentales con el objetivo de dar a conocer las fortalezas que tiene el país para poder lograr el desarrollo.

La cultura, la gastronomía saludable y el deporte son parte de esos pilares.

“El deporte es fundamental porque funciona como una exquisita válvula de descompresión social. Como médico lo digo, es fundamental para efectos de que logremos una vida plena alejados completamente de elementos degenerativos y crónicos no transmisibles como lo son las enfermedades prevenibles y por qué las mujeres, porque definitivamente en el corazón de la mujer dadora de vida, está todo ese deseo de generar los mejores escenarios posibles para ella, para su familia y el entorno”.

Tras la presentación de Costa Rica Azul como patrocinador de Alajuelense Codea, los integrantes de la comitiva de Talamanca compartieron con la lateral Lixy Rodríguez y desde el palco norte del Morera Soto observaron el partido entre la Liga y Herediano, un juego que terminó 0-0.