Fanny Tayver Marín. 23 enero
Marathón anunció este lunes la contratación de Henry Figueroa. Fotografía: Twitter Marathón
Marathón anunció este lunes la contratación de Henry Figueroa. Fotografía: Twitter Marathón

En una entrevista con La Nación que duró una hora, el presidente de la Comisión Nacional Antidopaje (Conad), Juan Carlos Baldizón, explicó por qué es que ellos intervinieron de inmediato en el caso de Henry Figueroa y a partir de ahora se harán cargo de efectuar los controles antidopaje en el fútbol, al igual que lo hacen en el resto de deportes federados.

Para comprender mejor este tema, hay que iniciar por el repaso a un marco teórico. Así que vamos por partes.

Capítulo 1: Antecedentes

Tiempo atrás, Costa Rica fue uno de los más de 200 países que se suscribieron a la Convención de la Unesco de lucha contra el dopaje en el deporte, con la que se estableció el Código Mundial.

A nivel nacional, la convención había sido aprobada por una ley de la República y establece en su artículo primero que es responsabilidad del Instituto Costarricense del Deporte y la Recreación (Icoder), como órgano del Estado, llevar adelante toda la administración en materia antidopaje en el país.

El Consejo Nacional de Deportes, como órgano jerárquico máximo del Icoder a nivel político, tomó un acuerdo, en el que se aprueban las Normas Nacionales Antidopaje, que son las que van a asegurar toda la materia en el país.

Según el Código Mundial, los controles en los deportes o actividades federadas a nivel nacional son competencia exclusiva de las organizaciones nacionales antidopaje de todo el mundo y que cada país debe tener una.

“Todos los deportes en materia de dopaje van a ser de conocimiento de la organización nacional antidopaje, que es una figura estatal, por eso ingresa mediante convención al sistema jurídico estatal del país y el Icoder asume esa responsabilidad de acuerdo a la Ley. En Costa Rica nosotros somos los que tenemos la norma dictada por el órgano público, que es el Consejo Nacional de Deportes y la Recreación”, citó Baldizón.

Esa Norma Nacional es una copia del Código Mundial, ajustada a las necesidades de cada país, en la que viene toda la estructura, cómo se incorpora, cómo se forma y cuáles son las funciones de la Conad como la responsable de toda la materia antidopaje del país, a nivel nacional.

Todo lo que es a nivel internacional o torneos internacionales, les corresponde a las federaciones de cada disciplina, com IAAF, UCI, ITU y FIFA, por citar algunas.

Hay unos torneos de eventos específicos que los lleva una organización particular, como Panamericanos y eventos del ciclo olímpico que también tienen sus propios recursos e instancias para luchar contra el dopaje.

“Pero todo lo que es torneo nacional es responsabilidad de las Nados (Organización Nacional Antidopaje, por las siglas en inglés) de cada país, ese es el sistema, como está establecido”, insistió Baldizón.

Indicó que en el caso del fútbol local, ya sea Primera División, Segunda División, torneos amateur, o mejor dicho, todo lo que sea federado a nivel nacional, es responsabilidad de la organización nacional antidopaje, en este caso, de la Conad.

Eso implica hacer controles tanto en competencia como fuera de competencia y toda la materia disciplinaria, que ellos la conocen como proceso de gestión de resultados.

“La Conad tiene un departamento, la persona encargada responsable, que es el presidente, de llevar adelante la gestión de resultados, abrir el procedimiento, notificar al deportista y hay toda una normativa que establece cuál es el procedimiento a seguir, no solo en fútbol, sino en cualquier otro deporte”.

El Código Mundial establece diez tipos de sanciones, unas son basadas en el artículo 2.1 que es cuando se encuentran sustancias en el cuerpo del deportistas y hay otras sanciones en las que no hay un análisis de laboratorio de por medio.

“Esa es la competencia que tiene la Conad y está por encima de cualquier federación nacional, por eso el ciclismo los hace la UCI. Para la Vuelta a Costa Rica, la UCI dijo que nosotros seríamos los responsables de los controles, ellos establecieron que es local a nivel de control antidopaje, aunque sea internacional”, indicó.

Todo lo anterior, corresponde a la estructura jurídica y normativa que tiene el sistema de control antidopaje en todos los países del mundo suscritos a la convención, entre los que se encuentra Costa Rica.

Las pruebas de dopaje pueden ser de orina o sangre. Fotografía: Archivo LN
Las pruebas de dopaje pueden ser de orina o sangre. Fotografía: Archivo LN
Capítulo 2: La Conad

La Conad funciona desde la aprobación de la Norma Nacional Antidopaje por parte del Icoder, hace cuatro años.

Pero como todo inicio, hay que tener calma.

En los primeros dos años se implementó la estructura orgánica de la Comisión, los nombramientos y el presupuesto es una tema que se discutió mucho.

“Yo entré en 2017, cuando estaba César Sánchez y ya con este Gobierno se empezó a trabajar fuerte porque el presupuesto nos salió. El Icoder asignó el presupuesto a la Comisión, nos nombró dos personas de planta dentro de la Comisión que trabajan ocho horas diarias. Antes no teníamos personal. Se conformaron los tribunales nacionales, que eran fundamentales para el procedimiento de la lucha contra el dopaje”, apuntó Baldizón.

También se conformó el Comité de Autorizaciones de Uso Terapéutico. Ahí se encuentran tres doctores especialistas que conocen de la materia para las autorizaciones, de modo que si un deportista está con un tratamiento médico, indispensable para su salud, tiene que presentarlo ante este comité para que le aprueben el tipo de sustancia.

Si son sustancias prohibidas, recomiendan al médico tratante otro tipo de medicamento que sea permitido. De no ser posible, ellos toman la decisión de otorgar la autorización.

Toda esa estructura organizativa se terminó de conformar hace aproximadamente un año, con presupuesto completo.

Capítulo 3: Nuevas disposiciones y la orden de la WADA sobre el fútbol

Los controles antidopaje tienen como fin preservar el juego limpio y por eso, la educación y prevención también le compete a la Comisión Nacional.

Según Baldizón, desde hace año un medio trabajan en charlas y capacitaciones.

“El estándar internacional de educación que acaba de entrar en vigencia ahora que son normativas adicionales al Código Mundial, se acaba de aprobar y nos exige a la Conad cumplir un programa de capacitaciones que le enviamos a la WADA (Agencia Mundial Antidopaje, llamada también AMA) y allá nos lo autorizan, al igual que un plan nacional de controles que se envía a la WADA y nos dicen si está bien o no. A partir de ahí, comenzamos a proceder y buscamos presupuesto para hacer los controles antidopaje”, detalló Baldizón.

La Norma Nacional Antidopaje fue aprobada en el 17 de setiembre de 2015 por el Consejo Nacional del Deporte y la Recreación.

“Desde el 2015 venimos dando pasos. Desde que entró este Gobierno, Hernán Solano nos dijo que tendríamos apoyo, nos dieron el presupuesto y hemos venido trabajando en todos los deportes. Como ellos en la Fedefútbol tenían una Comisión Antidopaje, el fútbol nos había quedado prácticamente de último, entonces la WADA nos permitió que siguiéramos trabajando así, mientras continuábamos consiguiendo presupuesto”.

Solo la Conad puede practicar controles antidopaje en los deportes federados del país. Fotografía: Archivo LN
Solo la Conad puede practicar controles antidopaje en los deportes federados del país. Fotografía: Archivo LN

Pero había una directriz que acatar.

“Ya la WADA nos dijo a mitad de año que debíamos empezar a trabajar con fútbol y veníamos teniendo conversaciones con ellos para hacer una transferencia, un acuerdo de transición entre la Comisión Antidopaje de ellos y nosotros, de tal forma que nosotros íbamos a asumir ya todos los controles y ellos nos iban a apoyar en el tema de la educación, siempre supervisados por la Comisión, porque es competencia nacional”, citó el jerarca de la Conad.

Estaban en la etapa final de esa transición, cuando surgió el caso de Henry Figueroa.

“Eso nos obliga a decir vamos a entrar nosotros con todas las competencias y ahora a partir de este momento entramos nosotros a realizar controles en competencia, fuera de competencia y como todo el programa educativo. Veníamos con un programa de capacitación para ellos y se nos da esta situación, que nos obligó a nosotros, de acuerdo a las instrucciones que tenemos de WADA, que la Comisión tenía que entrarle de inmediato a esas competencias en fútbol”, apuntó.

Capítulo 4: Entrevista al presidente de la Conad

— ¿En diciembre la Comisión Antidopaje de la Fedefútbol sí estaba autorizada para hacer los controles?

Exacto, en fútbol, al final del campeonato acordamos con ellos que hicieran los últimos controles antidopaje, porque nosotros, presupuestariamente no habíamos incluido todavía el fútbol, no teníamos presupuesto destinado para ello.

Por eso acordamos que ellos hicieran los últimos controles del campeonato para a partir del siguiente, entrar nosotros, tanto en competencia, como fuera de competencia. Así como incorporar al fútbol dentro del plan nacional de educación y prevención del dopaje. Da la casualidad que en estos últimos controles sucedió la situación de este futbolista.

Les indicamos a ellos que a partir de ese momento, lo más recomendable de acuerdo a la normativa internacional, era que ellos no se pronunciaran sobre el fondo del caso porque podríamos tener algún choque de normativas y eso podría violentar algún derecho de alguna persona que posiblemente esté involucrada en la investigación.

Lo recomendable es que la Comisión con base en las competencias dicte la última resolución, entonces, que recopilaran la información que tenían y nos la trasladaran a nosotros.

Así se tomó el primer acuerdo del año y se les comunicó. Ellos nos contestan el oficio y nos trasladan el caso a nosotros.

— ¿Qué procede ahora que ustedes asumen el caso? ¿Hay algún plazo para la investigación? ¿Figueroa puede jugar mientras tanto?

El deportista mientras no se demuestre lo contrario, está apegado al principio de inocencia y en este momento no conocemos ni siquiera los pormenores de lo que sucedió en esa toma de control. Entonces por eso les solicitamos que nos den toda la información para valorar todas las pruebas, todos los elementos de juicio que estén y que nos aporten, más los que nosotros podamos llamar y a partir de ahí la Comisión valorará si procede abrir algún procedimiento en contra del deportista, o si no procede abrirlo. Eso dependerá de los elementos de juicio que tengamos.

No se puede como Comisión y en este caso las Normas Antidopaje a nivel mundial, no se permite involucrarse en los procedimientos internos de cada federación, pases internacionales y todo el régimen de contratación que ellos manejen, no se nos permite tomar cualquier medida cautelar en ese sentido, no es procedente, porque se violentaría el código.

Lo que nosotros podemos hacer es suspender provisionalmente en caso de que se considere oportuno, si se amerita abrir un procedimiento o no. Nosotros lo que imponemos en todos los deportes son suspensiones provisionales o suspensiones definitivas.

— ¿Cuál sería el paso a seguir si se abre un proceso?

En ese ínterin hay todo un proceso que hay que cumplir y garantizarle el derecho de defensa al deportista y a todos los que estén involucrados, los tenemos que citar, se les invita a que participen o que asisten a las reuniones con la Comisión, que es un proceso previo que como Comisión hacemos y una vez que determinemos si procede elevar alguna acusación ante el Tribunal Nacional de Dopaje del Icoder, que es totalmente independiente de la Comisión, entonces nosotros formulamos la acusación y convocamos a las partes a la audiencia oral y privada que el Tribunal fija fecha y determina y ellos son los que imponen o absuelven de cualquier sanción que nosotros estemos solicitando de acuerdo a las pruebas que aportemos.

El órgano fiscalizador y quien tiene la obligación de aprobar si hay alguna infracción antidopaje es la Comisión Nacional y por eso nos da mucha posibilidad la norma de poder citar a los deportistas y tener reuniones con ellos para que en virtud de ese derecho de defensa, puedan aportar información sustancial, ayuda sustancial de qué fue lo que sucedió en cualquier procedimiento que se abra a un deportista, personal de apoyo como médicos, dirigentes, etcétera.

La Comisión debe valorar si es ayuda sustancial y toda esa información también la consultamos y la analizamos con la AMA porque son parte del proceso.

Tienen el departamento legal de la AMA donde llegan a aprobar reducciones a las sanciones que podemos imponer nosotros.

Estamos en comunicación con ellos para que ellos digan si es ayuda sustancial, porque no es que nosotros lo definimos, porque la AMA nos puede impugnar.

Aquí hay un Tribunal de Apelaciones del Dopaje que es el de segunda instancia al que el deportista puede acudir y en tercera instancia está el Tribunal Arbitral del Deporte, el TAS, que está en Suiza. El deportista puede acudir a esa tercera instancia.

Todo ese procedimiento está normado.

En este caso, la FIFA, cuando no existe una Comisión Nacional Antidopaje trabajando en cada país, ellos tienen su comisión y por eso existía acá, pero una vez que entra en funcionamiento la Conad y ellos lo saben, porque hasta hemos tenido reuniones con la FIFA en las capacitaciones a las que asistimos, saben que estamos trabajando con todo el presupuesto necesario para dar la lucha antidopaje en el país.

La WADA nos exigió que debemos entrar en el ejercicio de estas competencias como Conad y si no se hace trae consecuencias como país, porque no estaríamos cumpliendo con la obligación normativa de ejercer esas competencias a derecho, sería un problema, porque si no cumplimos como órgano publico las competencias asignadas el país entra en un estado de incumplimiento y no solo se afecta el fútbol, sino que afecta cualquier otro deporte federado del país.

Si no se cumple con el Código, las sanciones pueden involucrar a las federaciones internacionales, federaciones nacionales y al país.

— Al tratarse de un extranjero, ¿él tiene que venir al país o los contactos pueden ser por videoconferencia?

Buena pregunta. El estándar internacional nos obliga a trabajar con las organizaciones antidopaje de otros países que han suscrito la Convención Internacional de Lucha contra el Dopaje, en este caso Honduras. En muchas ocasiones, se trasladan los casos a las otras organizaciones nacionales antidopaje y con los deportistas de otros países podemos trasladar los casos a otras organizaciones antidopaje.

En este caso tendríamos que ver con las pruebas y los elementos de juicio que tengamos, si es conveniente o no. En caso de que haya la posibilidad de abrir un proceso de gestión de resultados al deportista, se puede solicitarle la colaboración a la Organización Nacional Antidopaje de Honduras que notifique al deportista, sin trasladar el caso o si se traslada, porque hay que ver si los elementos de prueba están en el país o si nosotros evacuamos todas las pruebas correspondientes y allá siguen el caso.

Eso estaría a criterio de la Comisión cuando se analice si esto avanza o no, evacuar dudas en Honduras, si es necesario que venga o si se hace por teleconferencia. Sin embargo, siempre es importante la presencia de todo deportista en esas audiencias privadas porque uno tiene un contacto mucho mejor con el elemento de prueba y ver qué dice, cómo se va desarrollando y normalmente se cita.

Si se abre un proceso, el deportista verá si manda una nota o hace un comentario, una teleconferencia o como quiera.

— ¿Se puede conocer cuál es el monto del presupuesto que tiene la Comisión Nacional Antidopaje para trabajar en el año?

Esa información es confidencial. Con ese presupuesto uno tiene que programar todos los controles del año a todos los deportes federados.

La AMA tiene una tabla, que recientemente acabamos de actualizar sobre el nivel de riesgo de cada deporte y hay unos 12 o 15 deportes de alto riesgo, otros de nivel medio y otros de nivel bajo. En todos tenemos que hacer controles. Entonces, el presupuesto hay que distribuirlo en todos los deportes y ese dato no lo podemos hacer público, pero sí es importante para cumplir con el Código Mundial y el estándar de controles e investigaciones que nos exige hacer controles, es un estándar específico.

Sí es un presupuesto bastante alto, la gran mayoría se nos va en controles porque hay que pagar kits, envío, el laboratorio que hace los análisis y ya estamos haciendo exámenes de sangre, que son todavía más caros.

Tenemos que distribuir todo el presupuesto que nos da el Icoder, dependiendo de las necesidades que tenemos, lo planteamos y ellos lo aprueban, nos rebajan, o nos dan un poco más, eso depende. El Consejo Nacional del Deporte y la Recreación es el que nos aprueba el presupuesto todos los años, pero sí es importante.

Sí es un monto considerable por lo caros que son los análisis, las muestras, las personas que participan, los mismos envíos.

— ¿Todos esos exámenes se analizan fuera del país en laboratorios acreditados?

Solo en laboratorios acreditados por la AMA, exacto. Tenemos un convenio con Cuba, que suscribió el Icoder con el Ministerio del Deporte de Cuba y con eso el precio de análisis de laboratorio nos sale más barato, pero el envío es lo mismo, nos cobran lo mismo.

Enviamos a otros laboratorios como el de Montreal, donde nos aplican la tarifa que tiene WADA para todos los laboratorios a nivel mundial y es que en Cuba no se examinan los de sangre, entonces esos y los de pasaporte biológico lo enviamos a Montreal y el costo es bastante más alto.

— ¿Cuánto cuesta hacer un examen?

Es que eso varía, depende del tipo de examen, si es análisis específico, si es hormona de crecimiento, si es solo sangre, solo pasaporte biológico, si aparece un analítico adverso pasa a un comité en el laboratorio y el costo se triplica; entonces los costos de los análisis varían mucho.

Pero para darle cifras, pueden ir desde los $200 el más básico, hasta alguno que cueste más de $1.100, por ejemplo.

Habrá de $400, $500, que se mandan a hacer de EPO y hormona de crecimiento, al ser dos rubros.

— ¿Ustedes deben presentar un reporte sobre cuántos controles se hicieron en el año?

Correcto, tenemos que enviarle un reporte a la Agencia Mundial en diciembre. Siempre hay que dar un reporte de lo que hemos hecho en controles, en competencia y fuera de competencia y ahora con el estándar internacional en educación tenemos que hacer lo mismo en educación, prevención y capacitaciones.

Hay que demostrarle a la Agencia Mundial que estamos cumpliendo con el estándar.

Inclusive, se acaba de aprobar un estándar internacional de gestión de resultados, que en toda materia sancionatoria entra una norma específica. La norma nacional se complementa ahora con el estándar.

No es un simple reglamento. Está la Norma Nacional, que se apoya jurídicamente en el Código Mundial y en un estándar internacional de la WADA que acaba de entrar en vigencia.

— ¿En el caso de Figueroa, la Conad interviene para ver qué pasó con Figueroa y en el control como tal?

Exactamente, así es. El procedimiento de control de la toma de muestra está regulado en el Código Mundial, en la Norma Nacional y en ese estándar de control e investigaciones de WADA. Ahí se establece el procedimiento a seguir.

Nosotros tenemos que verificar que ese estándar se cumplió, o eventualmente, que no se cumplió y por qué no se cumplió. Hay que justificarlo muy bien.

Dentro de la investigación, la WADA nos exige valorar si hubo alguna infracción a la norma antidopaje en materia de controles, porque eso está regulado, eso está establecido y si usted no cumple con el estándar, está incumpliéndolo y si se incumple una norma que se apoya jurídicamente en el Código Mundial, se está incumpliendo el Código Mundial como país.

Al final de cuentas, por competencia, la WADA nos exige a la organización estatal, que es la responsable de aplicar eso, el Icoder, que a su vez, la trasladó a la Comisión Nacional.

La Conad tiene independencia absoluta funcional, pero formamos parte de la institución que nos da el apoyo organizativo y presupuestario, pero a nivel funcional de competencias, de controles, de gestión de resultados, sancionatorio, de educación, de prevención, es responsabilidad de la Conad, con apoyo del Estado.

Si sucedió algo en un control, tenemos que justificar qué fue lo que sucedió, documentarlo muy bien y decirle a la AMA si se abre un procedimiento, porque hubo una violación a la norma, al estándar y al Código Mundial.

Tenemos que justificar si existió o no existió, depende de las pruebas que la Comisión tenga.

— ¿Como Comisión como tal, a ustedes no les compete decir si algún deportista se dopó?

Nosotros hacemos la acusación y decidimos si se incumplió, si existe una violación a la norma antidopaje, cuál se violentó, por qué se violentó, las pruebas, quién es el deportista, el personal de apoyo, que son médicos, fisioterapeutas, todas las personas que apoyan a un deportista que pueden estar involucrados, nos toca sustentar muy bien la acusación en caso de que existan elementos de juicio suficientes y actuar como órgano de WADA, si existió una violación a la norma antidopaje.

El Tribunal Nacional de Dopaje es independiente a nosotros, ellos valorarán de acuerdo a sus elementos de juicio y a la normativa, porque es un tribunal de derecho, si los elementos se cumplen y si las pruebas son suficientes para sancionar a un deportista y ellos imponen el tipo de sanción.

Dependiendo del grado de participación, de culpabilidad y demás, ellos imponen una sanción que puede ser apelada por el atleta ante una segunda instancia y una tercera instancia.

El Código Mundial establece el debido proceso, el juicio justo que se llama, en el que se le garantizan todos sus derechos tanto en controles como en un procedimiento sancionatorio. Todos esos derechos el deportista los tiene garantizados por norma y la comisión tiene que respetar y garantizar esos derechos, la comunicación, la notificación, el derecho de defensa, el derecho a apelar, el derecho a ser convocado, a participar en la audiencia, a ser escuchado.

— ¿Los castigos son rigurosos ahora en todos los deportes a como lo son en el ciclismo?

Es exactamente igual, el ciclismo aplica el Código Mundial y tiene una reglamentación a nivel internacional que es la misma normativa, con algunas modificaciones específicas para el tipo de deporte, pero es la misma normativa que nos rige a todos.

El Código Mundial está por encima de todo reglamento. La UCI y la FIFA adecúan ese procedimiento al Código Mundial, sin salirse del marco jurídico. A nivel nacional, es el Código Mundial ajustado a la normativa interna.

Capítulo 5: La Conad, los tribunales y el comité de autorizaciones de uso terapéutico
  • Integrantes de la Comisión Nacional Antidopaje

Juan Carlos Baldizón, Luis Enrique Mora, Maximiliano Moreira, Marta Solano, Alba Quesada, Minor Monge, Marvin Rodríguez, Jorge Hodgson, Jennifer Méndez y Lilliam Cordero.

  • Integrantes del Tribunal Nacional de Dopaje (Primera Instancia)

Óscar Soto, Kenneth Muñoz y Martha Rosa Sequeira.

  • Integrantes del Tribunal de Apelaciones de Dopaje (Segunda Instancia).

Sonia Madrigal, Lina Jaramillo y Luis Manuel Segura.

  • Comité de Autorizaciones de Uso Terapeútico

Jeannie Delgado, Ricardo Montenegro e Ivonne Gómez.