Editorial

Editorial: Mucho más que un robo

La sustracción de combustible causa perjuicios económicos y ambientales, pero el daño más grave es el riesgo de un accidente cuyas dimensiones pueden ser trágicas

Dos tuberías clandestinas para transportar combustibles detectadas en una propiedad en Santa Rosa, distrito del cantón de Santo Domingo de Heredia, vuelven a poner sobre el tapete la sustracción de hidrocarburos del poliducto de la Refinadora Costarricense de Petróleo (Recope) y el grave riesgo para la vida y los bienes de quienes tengan el infortunio de estar cerca.








LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.