Cartas

Cartas a la columna: Sin servicios esenciales

Víctima del robo de cable

El 28 de mayo quedamos sin servicio telefónico y sin Internet en mi casa, ubicada en Cascajal de Coronado. El Instituto Costarricense de Electricidad (ICE) simplemente indica que hubo robo de cable en la zona y sanseacabó, no arregla nada.

En un momento cuando se pide el teletrabajo, las propias instituciones son las que lo obstaculizan con su desidia, y ahora en las noticias informan de que tardan hasta un año en la reconexión de las líneas.

Leonardo Villavicencio Cedeño, Coronado

  • ¿Cómo envío una carta a la columna? Por correo electrónico a cartas@nacion.com o por WhatsApp, al número 61350204. Debe adjuntar copia de la cédula por ambos lados.

Foro sobre el IVM

El foro de La Nación sobre el Régimen de Invalidez, Vejez y Muerte fue una buena y provechosa oportunidad para que la opinión pública conociera las situaciones que llevaron al sistema a las críticas condiciones de hoy.

Edgar Robles, claro y puntual, señaló las deficiencias y la negligencia de los administradores que, durante años, negaron la crisis en vez de tomar medidas, y dejaron que llegáramos a inevitables reformas de enormes costos sociales.

La periodista y editora de Opinión, Guiselly Mora, moderadora de la actividad, con gran acierto agregó elementos valiosísimos, como los videos de años atrás y audios, en los cuales el director actuarial de la Caja aseguraba que IVM era sostenible por muchos años más. Lo discutido demuestra que el verdadero problema es la legitimidad de la Caja para garantizar a cotizantes y beneficiarios que los estudios que fundamentarán sus decisiones son correctos y guardan el debido rigor técnico.

No debe ser que administradores que no estuvieron a la altura y cargan con serias responsabilidades sean los mismos que elaboran estudios y tomen decisiones sobre billones de colones y la calidad de vida de cientos de miles de adultos mayores.

Jorge Herrera Fernández, Alajuela

Peronismo

El presidente argentino no solo es un pobre ignorante, también es un súbdito de una mujer que se cree reina y dueña del país. El peronismo siempre se disfrazó de ser representante del pueblo, pero nunca dejó de ser una obra triste protagonizada principalmente por payasos populistas que ilusionan al pueblo con globos sin inflar.

Estos no vinieron de la selva ni son indios ni son dignos descendientes de los barcos, vinieron de la república de Perón, un fascista amigo de Franco, Hitler y Mussolini, que marcó la historia argentina para siempre y desterró el saber por el ansia de poder.

Gustavo Halsband Leverato, San José

‘Call center’ de la CCSS

Las intervenciones de Marco Tulio Cicerón fueron recopiladas para la historia en una obra que se conoce como Las catilinarias, y su frase de combate dice: «¿Hasta cuando, Catilina, abusarás de nuestra paciencia?».

El Cicerón de hoy, en Costa Rica, es el diario La Nación y Catilina, la jerarquía de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), que todas las semanas, desde tiempos inmemoriales, ha sido objeto de catilinarias sin fin por las actuaciones de sus directores, que lesionan gravemente el patrimonio del Estado y la debida prestación de los servicios que le corresponde atender, ya en el campo de la salud, ya en el área de la de debida atención de las prestaciones sociales de sus afiliados.

La última catilinaria contra los que en mala hora tiene la responsabilidad del manejo administrativo de tan vital institución fue que la Gerencia Médica de la CCSS desoyó la orden de la presidencia ejecutiva con respecto a los estudios que sustentaban el call center.

El presidente de la República tiene la palabra, la Contraloría está en mora de deducir las responsabilidades fiscales a que haya lugar, por detrimento patrimonial generado contra los fondos oficiales de la institución, y la Fiscalía guarda un silencio inaceptable por permitir la acción vergonzante de quienes no actuaron como debían.

Camilo Cifuentes Correa, San José

Vacunación docente

Entre tanto vacunatorio, no se oye ninguno que sea para docentes. Ya estamos a menos de un mes para que se reanuden las clases. El grupo de docentes es grande, compuesto por maestros y profesores de secundaria y universidades.

Por más que en el colegio o escuela se cumplan las medidas sanitarias, basta con ver la salida de un colegio para observar adolescentes que no guardan ni la distancia ni usan mascarillas.

José Quirós Cartín, Tibás