Servicios

Párroco criado en Naranjo, en familia de monjas y sacerdotes, es el nuevo obispo de San Isidro de El General

Juan Miguel Castro Rojas, de 55 años, es oriundo de Naranjo, con amplios estudios en teología y filosofía

La Nunciatura Apostólica de Costa Rica (que es la embajada del Vaticano en el país) tiene el honor de comunicar que su Santidad el papa Francisco ha nombrado al sacerdote Juna Miguel Castro Rojas nuevo obispo de la diócesis de San Isidro del General

La mañana de este sábado, las autoridades eclesiásticas anunciaron que el sacerdote Juan Miguel Castro Rojas es el nuevo obispo de la diócesis de San Isidro de El General. El nombramiento de Castro ocurre porque Gabriel Enrique Montero, obispo de esa diócesis desde 2014, cumplió 75 años y según lo dispone el Código de Derecho Canónico de la Iglesia católica, a esa edad debe presentar su dimisión al santo padre.

Desde 2015, Castro, de 55 años, era el párroco de Aguas Zarcas, en San Carlos Alajuela. Se ordenó como sacerdote desde el 1.° de diciembre de 1990, en un rito celebrado en la Catedral de Alajuela y desde 1995 labora en parroquias de la diócesis de Ciudad Quesada. Tiene amplios estudios en filosofía y teología y es oriundo de Naranjo, en Alajuela, según informó la Conferencia Episcopal este fin de semana.

En su carrera pasó por las parroquias de San Juan del Bosco, en la Fortuna, en Ciudad Quesada y Aguas Zarcas. Además, fue encargado diocesano de catequesis en los últimos años.

Con su nombramiento, Castro se convierte en el quinto obispo de la diócesis de San Isidro del General, la cual fue creada el 19 de Agosto de 1954 por el Papa Pío XII. El primer obispo de esa jurisdicción eclesial fue Delfín Quesada Castro, quien permaneció en el puesto hasta 1974. En la actualidad, la diócesis de San Isidro del General está conformada por 26 parroquias y es atendida por 50 sacerdotes.

“Si Dios me ha llamado a ese servicio lo acepto con mucha alegría, con mucha humildad y confiado absolutamente de que Dios siempre va a estar a mi lado para ayudarme en cada uno de los pasos y en cada uno de los momentos que en mi vida se van a presentar. Por gracia de Dios vengo de una familia en la que hay varios sacerdotes, varias religiosas y religiosos (...) En mi vida, la familia es muy religiosa, me fueron enseñando los valores morales, espirituales y humanos. En diciembre cumplí 31 años de vida sacerdotal”, declaró Castro.

Al ser fundada, la diócesis de San Isidro del General abarcaba los cantones de Dota, Tarrazú, y Pérez Zeledón, en San José y los cantones de Aguirre, Osa, Buenos Aires y Coto Brus, en Puntarenas. Sin embargo, en 1998, con la creación de la diócesis de Puntarenas, la conformación cambió.

“Hoy, que la Iglesia me pide este nuevo servicio, me pongo en las manos de Dios, este es un servicio que recibo con alegría”, agregó el nuevo obispo (...) Iré allá (San Isidro del General) a ponerme en las manos de ellos, a aprender, a hacer mi vida como cristiano ahora como obispo”, concluyó.

Diego Bosque

Diego Bosque

Periodista en la sección Sociedad y Servicios de La Nación. Graduado de Periodismo en la Universidad Latina. Escribe sobre infraestructura y transportes.