Vanessa Loaiza N., Josué Bravo. 8 agosto
A partir del próximo lunes, y por lo que resta del mes, se autoriza la apertura de plazas de comidas en cantones con alerta naranja. Eso sí, con el 50% de aforo y respetando burbujas sociales. Foto de Jorge Castillo
A partir del próximo lunes, y por lo que resta del mes, se autoriza la apertura de plazas de comidas en cantones con alerta naranja. Eso sí, con el 50% de aforo y respetando burbujas sociales. Foto de Jorge Castillo

El Gobierno anunció este sábado una mayor apertura comercial en los cantones con alerta naranja, que se concentran, principalmente, en la Gran Área Metropolitana.

Desde el próximo lunes 10 y hasta el 21 de agosto, cuando aplica la fase de cierre, en los cantones en alerta naranja podrán abrir al 50% de aforo supermercados, abastecedores y minisúper y ninguna de sus áreas estará cerrada.

También se habilitan restaurantes, sodas, plazas de comidas, tiendas y comercios por departamento. Por último, salones, barberías y estéticas también podrán operar al 50% de aforo, con cita previa, de acuerdo a la explicación suministrada por la ministra de Economía, Victoria Hernández.

Sin embargo, el fin de semana del 15 y 16 de agosto dichos establecimientos se mantendrán cerrados, “salvo los supermercados en lo correspondiente a la sección de venta de alimentos, bebidas, abarrotes, suministros de limpieza e higiene, y necesidades básicas, con una capacidad de ocupación al cincuenta por ciento (50%)”.

En cantones en alerta amarilla, del 10 al 21 de agosto, los establecimientos con permiso sanitario de funcionamiento podrán operar de manera regular.

Este ajuste se realiza, según aseguró el ministro de Salud, Daniel Salas Peraza, según las proyecciones del comportamiento del virus, estimadas para las próximas semanas, y según los factores de riesgo que se consideran permanentemente.

Además, esta flexibilización ocurre apenas un día después de la reunión sostenida entre alcaldes y Gobierno, en la que este último se comprometió a extender el horario de la restricción vehicular y permitir la operación de más comercios durante la fase de cierre.

FUENTE:    || DISEÑO / LA NACIÓN.

(Video) Estos establecimientos podrán operar en cantones de alerta naranja con 50% de ocupación

En cuanto a la restricción vehicular, el horario se extendió cuatro horas de lunes a viernes en todos los cantones, sin distingo de que estén en alerta naranja u amarilla.

De esta manera, de lunes a viernes el horario será de 5 a. m. a 9 p. m. y los sábados y domingos de 5 a. m. a 7 p.m.

En las regiones con alerta naranja, los lunes solo podrán circular los vehículos con placas terminadas en 1 y 2, martes 3 y 4, miércoles 5 y 6, jueves 7 y 8 y los viernes 9 y 0. En tanto, los sábados solo podrán circular los carros con placas terminadas en número impar (1, 3, 5, 7 y 9) y los domingos las pares (0, 2, 4, 6 y 8).

En cambio, en los sitios en alerta amarilla, los lunes no podrán salir los vehículos con placas terminadas en 1 y 2, martes 3 y 4, miércoles 5 y 6, jueves 7 y 8 y los viernes 9 y 0. En tanto, los sábados no podrán circular los carros con placas terminadas en números pares (0, 2, 4, 6 y 8) y los domingos las impares (1, 3, 5, 7 y 9).

En tanto, los distritos en zonas fronterizas mantienen la restricción vehicular diferenciada de 5 a. m. a 5 p. m. pero se excluyen Aguas Zarcas y Venecia, en el cantón de San Carlos.

(Video) Horario de restricción vehicular se unifica en todo el país

Este cambio regirá a partir de este lunes 10 de agosto y por todo lo que resta del mes, según explicó Alexánder Solís, presidente de la Comisión Nacional de Emergencias.

Al hacer el anuncio, Salas solicitó a las municipalidades y a las cámaras empresariales cumplir con los protocolos sanitarios.

A la población, el ministro le pidió aumentar el uso de mascarilla y caretas en lugares públicos, así como evitar salir de sus cantones si no es por razones laborales.

“Lo ideal es que no salgan, que hagan su consumo en la medida de lo posible en su cantón. Que vayan a supermercados, a restaurantes, a tiendas, en la medida de lo posible dentro de su cantón. Eso nos ayuda mucho a que no se extiendan las redes de contacto y las cadenas de transmisión”, pidió el jerarca.

Por su parte, Solís añadió: “Quiero mencionar que avanzamos hacia un modelo de responsabilidad conjunta. Todos debemos sacar el país adelante y, para eso, necesitamos la máxima aplicación de nuestro esfuerzo para implementar las medidas sanitarias que se recomiendan”.

Este sábado las autoridades sanitarias registran 721 nuevos casos de covid-19, desglosados en 135 identificados por nexo epidemiológico y 586 por prueba de laboratorio.

En total, desde que se presentó el primer caso en el país, se registran 22.802 pacientes positivos. De ese total, hay 7.589 personas recuperadas en 80 cantones.

Daniel Salas indicó que la cifra de personas hospitalizadas ha venido disminuyendo. Para este sábado había 360 internados, 80 de ellos en unidades de cuidados intensivos. Estos últimos con edades entre 24 años y 87 años.

A la lista de fatalidades, se suman 10 nuevos fallecimientos, 7 hombres y tres mujeres entre 55 y 93 años. El país ya contabiliza 228 fallecimientos asociados a la covid-19, 143 hombres y 85 mujeres con edades entre 23 a 99 años.

El jerarca explicó que los cambios en las medidas que se implementarán en los próximos días están basados en el análisis de riesgo, tanto desde el punto de vista de las proyecciones que realiza la Escuela de matemática de la UCR, como con las matrices de riesgo sanitario ya conocidas.

(Video) 721 casos, 10 fallecidos. Ministro anuncia ajustes a las medidas durante el mes de agosto

“Recordemos que cuando hay una apertura un poco mayor no significa que esta apertura comercial significa apertura social. Siempre debemos movernos en burbujas sociales. Cuando por un asunto producto de la dinámica de la actividad como un restaurante donde un mesero va a tomar la orden, y que haya eventualmente algún grado de riesgo, un grado de ruptura social, que se use el equipo de protección personal, pero ocupamos que eso sea un compromiso importante de todos”, declaró Salas.

Por su parte, Hernández explicó que con la flexibilidad en las restricciones ahora entra a una etapa de autorregulación, en la que la propia persona o negocio debe asegurarse del cumplimiento de los controles.

Vamos a contar con la colaboración en la inspección aleatoria por parte de las cámaras y también de la Policía Municipal. Pero es importante para usted, que consume estos productos y servicios, que también se cuide y no permanezca en lugares donde usted sienta que no se cumplen con los protocolos”, dijo la ministra.

Álvaro Sáenz, presidente de la Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del sector Empresarial Privado (Uccaep), se refirió este sábado a los cambios anunciados por el gobierno para las próximas dos semanas y reconoció que existe una responsabilidad compartida entre empresarios y administración pública.

“Así fue dialogado y propuesto al señor presidente de la República y varios ministros, el jueves pasado, en una reunión que tuvimos en el seno de la Unión de Cámaras.

“La protección de la salud y la vida de las personas es esencial, evaluar la situación de riesgo y evolución de la pandemia es esencial y dentro de esto, la aplicación de los protocolos y la higiene para la seguridad de los negocios, de tal manera que podamos reactivar la economía, volver a tener empleos para la gente y con eso mejorar el bienestar de la población siempre dentro de la emergencia nacional. Tenemos que aprender a cooperar y estamos haciéndolo entre todos para sacar adelante al país”, declaró.