José Andrés Céspedes. 2 julio
Las autoridades de Puriscal indican que desconocen si hubo un alto de nivel de exposición del virus luego de la fiesta, pero sostienen que es una posibilidad, ya que, precisamente, el Ministerio de Salud elevó la alerta del cantón a color naranja este jueves. Foto: Archivo LN
Las autoridades de Puriscal indican que desconocen si hubo un alto de nivel de exposición del virus luego de la fiesta, pero sostienen que es una posibilidad, ya que, precisamente, el Ministerio de Salud elevó la alerta del cantón a color naranja este jueves. Foto: Archivo LN

Un hombre contagiado con covid-19 asistió a una fiesta en Puriscal el sábado 20 de junio (un día antes del Día del Padre), la cual provocó contagios en este cantón de San José, según la información preliminar que maneja la municipalidad local.

“Puriscal venía muy bien y este tipo de situaciones como fiestas con grupos sociales hace que se nos salga de las manos. Sí se maneja que aparentemente esa fiesta generó algunos contagios. Obviamente, es algo que solo el Ministerio de Salud puede decir a ciencia cierta”, afirmó el vicealcalde del cantón, Miguel Mata.

La Nación también confirmó el hecho con una fuente policial, la cual aseguró que el hombre reside en la comunidad de Junquillo Arriba, en barrio El Manantial, lugar donde se dio la celebración.

De hecho, el hombre publicó un estado de WhatsApp en donde se disculpó por haber asistido a la fiesta, ya que, explica, no sabía que estaba infectado.

“Yo no puedo tener culpa de algo que no sabía, solo le pido al Señor que todos estemos bien y, si estamos en el juego, a luchar por salir adelante. No puedo ser culpable de algo que no sabía, lo siento”, escribió.

La Nación supo que el 27 de junio, una semana después de la fiesta, el Ministerio de Salud comprobó que el hombre se encontraba contagiado y solicitó ayuda para localizar a un hermano suyo, ya que este se encontraba divagando en Salitrales, en Mercedes Sur de Puriscal.

En un audio que circuló por redes sociales se escucha a un joven decir, entre otras cosas: “Ese día que hicimos la fiesta, ahí estuvo (menciona a ocho personas cuyos nombres se omiten). Estuvo un montón de gente. O sea, están todos pegados ahí. Gracias a Dios yo no”.

El Ministerio de Salud reportó este jueves dos casos nuevos de covid-19 en Puriscal. En tan solo tres días, el cantón pasó de tener dos casos acumulados a registrar ocho.

El vicealcalde del cantón cree que podrían darse más casos debido a la fiesta, ya que las “actividades sociales y aglomeraciones de cualquier tipo son potencialmente focos de contagio con una única persona que esté enferma”.

Aseguró que en la fiesta participaron muchas personas de distintas burbujas sociales, pero no detalló cuántas en total.

“Ese sábado, previo al Día del Padre, nosotros estábamos en operativo. Hicimos el operativo entre el Departamento de patentes e inspecciones en conjunto con la Fuerza Pública y visitamos varias partes del cantón, pero no visitamos esa zona en particular. Esa la dejamos para otro operativo. Entonces no nos dimos cuenta en el momento de la situación”, aseveró.

Carlos Hidalgo, vocero de prensa del Ministerio de Seguridad Pública, afirmó que ese día sí se recibió una denuncia por la fiesta, pero que no se pudo intervenir.

“Hubo reporte, pero cuando la Policía llegó en ningún lado se identificó ninguna fiesta en ese momento”, agregó.

Autoridades del cantón destacan que, muchas veces, cuando las personas ven llegar a la Policía, apagan las luces y bajan el volumen de la música, con el fin de no ser sorprendidos.

“A las 8:05 p. m. reportan en el barrio El Manantial una fiesta, pero la móvil que fue reporta que no la ubica. No hubo una siguiente llamada y la persona que llamó no suministró datos como para devolver la llamada. A veces pasa que en el momento que ven venir la patrulla, bajan el volumen y uno no logra ubicar, eso es bastante común”, añadió el oficial que pidió reservar su identidad.

Quienes organizan este tipo de eventos se exponen a una multa de ¢450.200 (un salario base), según lo dispuesto en la última actualización de la Ley General de Salud.

El vicealcalde de Puriscal indicó que la Municipalidad desconoce la razón por la que el cantón subió a alerta naranja, pero declaró que se trabajará con mucha cautela para mantener la situación en orden.

“Los puriscaleños salimos mucho a San José a trabajar, nos exponemos mucho y eso hace que estemos en contacto con muchas personas contagiadas, entonces eso se convierte en un factor de riesgo para el cantón”, concluyó.