Educación

Madre de único detenido por riña en Instituto de Alajuela: ‘Lío inició por una simple banca’

Laura Porras relató a ‘La Nación’ que una denuncia supuestamente falsa, provocó la detención de su hijo en medio de la trifulca pero que, en realidad, él quería evitar una pelea entre dos alumnas

Pleito en Instituto de Alajuela terminó con 23 estudiantes en el hospital. Foto Francisco Barrantes.

El hijo de 17 años de Laura Porras, vecina de Desamparados de Alajuela, fue el único detenido el pasado jueves tras los disturbios ocurridos en el Instituto de Alajuela, los cuales dejaron un saldo de 23 alumnos trasladados al hospital con golpes y crisis nerviosas.

Porras relató a La Nación que los hechos no comenzaron este jueves si no desde el miércoles y, en realidad, desde tiempo atrás. Explicó que su hijo entró este año al Instituto de Alajuela a cursar el undécimo año luego de estar en otra institución y que, en general, siempre se ha llevado bien con todos.

Relató que el “lío de este jueves inició por una simple banca”. Explicó que varios docentes les dicen a los alumnos de undécimo año que, por un tipo de “derecho de piso”, una banca del Instituto, que tiene forma de media luna, les pertenece para congregarse allí.

Sin embargo, relató que ese mismo lugar también lo quieren los alumnos de sétimo y octavo nivel; entonces, según aseguró, desde que inició el año, hay una disputa por la banca entre los más pequeños y los grandes.

“Varios docentes les han dicho que la media luna le pertenece a ellos, los sétimos y octavos quieren el uso de ese terreno, es el uso de una simple banca en forma de media luna. Los de undécimo habían puesto el miércoles uno rótulos que decían que el espacio les pertenecía y limpiaron el lugar.

“Ayer (jueves) en la mañana los de sétimo y octavo quitaron los rótulos y los rompieron y ensuciaron el lugar y ahí empezó la discusión”, manifestó Porras.

¿Cómo terminó su hijo detenido?

La madre explicó que, según le comentó su hijo, los compañeros y la orientadora de la institución, ayer en horas de la mañana ocurrió una discusión entre una alumna de octavo y otra de undécimo que era compañera de su hijo. La de octavo, según su versión, le habría botado el celular a la mayor.

“Cuando mi hijo vio que la de octavo se iba a lanzar a pelear contra su compañera, él se fue y la abrazó para quitarla de allí, la quita de la pelea, recogen el celular y se van, luego de la discusión. La de octavo les dijo a los profesores y a la orientadora que mi hijo la golpeó en el estómago, pero él dice que no es cierto que la haya agredido y también lo dicen sus compañeros”, relató.

El hijo de Porras fue llamado a la oficina de orientación donde se armó otra discusión entre los alumnos de los distintos niveles. Mientras tanto, la institución tenía a un grupo de estudiantes de undécimo resguardados en el gimnasio porque, al parecer, los de sétimo y octavo les querían pegar .

“Los chicos de undécimo fueron retirados del colegio en presencia de la policía y llamaron a los padres para que fueran a recogerlos. Al único que detuvieron y enviaron a la Delegación de Montecillos fue a mi hijo por la denuncia falsa que hizo la chica de octavo.

“Salimos de allí como a las 8 p. m. y mi hijo quedó en investigación, para el caso se pidieron los videos de los hechos; no existe ningún acto de agresión de mi hijo a ningún alumno de colegio. Se ve a mi hijo en los videos pero con actitud tranquila”, aseveró.

La madre se quejó de que la Policía Municipal y la Fuerza Pública ingresaron al Instituto y sacaron a su hijo y lo llevaron detenido a la celda y le prohibieron comunicación.

“Conversé con la orientadora de undécimo y me indica que están en la revisión de los videos para descartar cualquier acción por parte de mi hijo. Se dieron agresiones dentro del colegio, hubo muchachos que por ataques de ansiedad y pánico terminaron descompuestos”, indicó Porras.

Este vienes se suspendieron las lecciones en el Instituto de Alajuela mientras se investigan los hechos. En un comunicado, el Instituto hizo algunas aclaraciones y recomendaciones a los estudiantes y padres de familia que dejan entrever problemas de convivencia. Entre ellas figuran:

- Se les recomienda a todos los estudiantes de la Institución cuidar sus pertenencias en todo momento (fuera y dentro del aula) debido a que han estado ocurriendo hurtos de artículos personales como celulares, bultos y demás, es necesario indicar que se deben evitar bromas que incluyan retener articulos de otras personas.

- Se recomienda a los estudiantes a no permanecer en zonas aisiladas dentro de la institución que pudieran convertirse en focos de conflicto y de riesgo.

- Se enfatiza en que no existen espacios fisicos de la institución atribuidos a un nivel en específico, cualquier lugar institucional puede ser utilizado por los estudiantes siempre y cuando se promuevan ambientes libres de violencia y de comportamientos que pongan en riesgo a los estudiantes.

- Se les recuerda a los padres y estudiantes que está totalmente prohibido ingresar y permanecer en la institución con objetos filososo cualquier otro que pueda ser utilizado como arma o bien con armas blancas o de fuego.

- Recomendamos a los padres estar pendientes del horario de clases de sus hijos procurando que ingresen a la hora asignada y se retiren al finalizar su jornada; se prohíbe la permanencia de estudiantes.

El Ministerio de Educación Pública (MEP) convocó a conferencia de prensa este viernes para anunciar acciones conjuntas con el Ministerio de Seguridad y el Patronato Nacional de la Infancia (PANI) para prevenir la violencia en centros educativos.

Según el departamento de Estadística del MEP, en 2018, se registraron 31.518 casos de violencia en centros públicos, privados y subvencionados; en 2019 esa cifra subió a 41.314. Esos son los últimos datos registrados.

Del total de casos registrados en el 2019, un total de 37.281 fueron incidentes entre estudiantes, otros 2.816 fueron supuestos abusos de alumnos a docentes y 788 de educadores a estudiantes. En las dos últimas categorías se dan, principalmente, violencia verbal, física, psicológica, sexual y bullying.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.