Educación

16.000 compiten por 1.994 cupos para estudiar en el Tec

Instituto volverá próximo año a la modalidad habitual de asignación de cupos: entran a cada carrera quienes tengan mejor promedio de admisión

El Tecnológico de Costa Rica (TEC) ha confirmado este 22 de setiembre que este año no se realizará el examen de admisión, sino que se utilizará un mecanismo que tomará en cuenta varios aspectos para seleccionar las personas que ingresarán de las 21.794 inscritas.

El Instituto Tecnológico de Costa Rica (Tec) tiene ocho aspirantes por cada cupo que abrirá en el 2022, dado que las 16.010 personas que realizaron el examen de admisión para el año entrante compiten por los 1.994 espacios disponibles para bachillerato y licenciatura.

Evelyn Agüero, coordinadora del Comité de Examen de Admisión, indicó que se ya cuenta con los resultados de las pruebas, pero que para calcular las notas finales de admisión falta incluir el promedio de los resultados de enseñanza diversificada del Ministerio de Educación Pública (MEP).

La evaluación que hace el Tec tiene un peso del 60% de la nota de admisión y el promedio de las notas del colegio equivale al restante 40%. “No se toman en cuenta todas las materias; solo las materias básicas: Matemáticas, Español, Estudios Sociales, Cívica y una de las ciencias (Física, Química o Biología)”, explicó Agüero.

Las pruebas de admisión para el próximo año se aplicaron del 3 de agosto al 19 de setiembre anterior. De los 19.937 estudiantes convocados, asistieron los 16.010. Por otra parte, el Instituto indicó que la cifra de cupos para el 2022 es menor a la de este año,la cual fue de 2.329 espacios.

Asignación de cupos

William Vives, director del Departamento de Registro, comentó que, para el próximo año, el Tec volverá a la modalidad habitual de asignación del cupos: entran a cada carrera los aspirantes que tengan mejor promedio de admisión.

El año pasado, la institución no realizó examen de admisión debido a la pandemia, e implementó un sistema de distribución de cupos por grupos de colegios, lo cual provocó que alumnos con bajas notas obtuvieran espacio para una carrera y desplazaran a estudiantes con mejores calificaciones.

La medida produjo un aluvión de críticas ya que, por ejemplo, estudiantes de los colegios científicos, que siempre lograban obtener un campo por sus altas notas, quedaron fuera.

“Volvimos al mecanismo usual de puntaje de admisión, nota que está integrada por el promedio de educación diversificada más el área verbal y de Matemática que se evalúa del examen de admisión. La institución define una nota mínima para entrar a cualquier carrera que son 520 puntos y la máxima, 800. Los que tienen mayor puntaje entran a la carrera”, manifestó Vives.

Añadió que también tienen un programa de admisión restringida que reserva un 10% de cupos para distribuirlos a estudiantes de escasos recursos que provengan de colegios públicos, de distritos con bajo índice de desarrollo social o que hayan quedado en la categoría de “Elegible (admisión restringida)” en la prueba de admisión del Tec.

Por otra parte, la Universidad de Costa Rica (UCR) y la Universidad Nacional (UNA) se encuentran realizando, desde el 25 de setiembre y hasta el 16 de octubre, pruebas de admisión para el próximo año. Dichas casas de enseñanza aplican el examen en conjunto.

Se trata de 36.000 estudiantes que aplican el diagnóstico los sábados, domingos y miércoles en dos horarios (8 a. m. y 1 p. m.) bajo estrictas medidas sanitarias. Para la realización de la prueba, hay 527 sedes disponibles, entre instalaciones educativas del MEP y de las propias universidades.