Política

Trump ignoró a asesores y propagó ‘mentiras’ sobre elecciones del 2020

En su segunda audiencia, la comisión que investiga el asalto al Capitolio mostró declaraciones en vídeo sobre las maniobras del expresidente entre la noche de las elecciones presidenciales y el día en que sucedió el ataque

Washington. Donald Trump desoyó los consejos de sus principales asesores que le recomendaban que dejara de afirmar que los demócratas le habían robado las elecciones del 2020, reveló este lunes el comité del Congreso que investiga el asalto del 2021 al Capitolio.

“Incluso antes de las elecciones, Trump decidió que, independientemente de los hechos y la verdad, si perdía los comicios, diría que estaban amañadas”, afirmó Zoe Lofgren, una congresista demócrata de este grupo que busca arrojar luz sobre la responsabilidad del multimillonario republicano en el ataque al Congreso de Estados Unidos por parte de sus simpatizantes el 6 de enero del 2021.

En la segunda de una serie de audiencias al cabo de casi un año de investigación, la comisión mostró declaraciones grabadas en vídeo sobre las maniobras del expresidente entre la noche de las elecciones presidenciales y el asalto al Capitolio.

Unas horas después del cierre de las urnas el 3 de noviembre del 2020, Joe Biden y Donald Trump estaban empatados. “Estaba cada vez más claro que las elecciones no se decidirían esa noche”, declaró Ivanka Trump, la hija del expresidente y en ese momento una de sus asesoras más cercanas, en un testimonio difundido el lunes por la comisión.

Sin embargo, poco antes de las 2:30 a.m. Donald Trump hizo una declaración por televisión desde la Casa Blanca. “Hemos ganado las elecciones”, dijo, a pesar de que el escrutinio no había terminado. “Era demasiado pronto para tomar este tipo de decisión”, consideró Bill Stepien, exjefe de campaña del millonario republicano, ante este grupo de congresistas.

Uno de los pocos que animaron al presidente a pronunciarse fue su abogado personal, Rudy Giuliani, quien según uno de los asesores del presidente que testificó ante la comisión, estaba “aparentemente ebrio”.

El 7 de noviembre del 2020, justo antes de las 11:30 p.m., Joe Biden fue declarado ganador. Ese mismo día, el jefe de campaña de Donald Trump asistió a una reunión con el presidente saliente. “Le dijimos cuáles creíamos que eran sus posibilidades de ganar en esos momentos (....) que había tal vez un 5 o un 10% de posibilidades”, detalló Bill Stepien.

El presidente se enfadaba cada vez más, recordó Stepien, y decidió cambiar de equipo para rodearse de personas que lo apoyaran en la cruzada. El 19 de noviembre, este nuevo equipo legal dio una rueda de prensa. Sidney Powell, una de las abogadas de Donald Trump, acusó a Venezuela, Cuba y a los demócratas de haber tramado un complot electoral. Junto a ella, Rudy Giuliani, denunció “un escandaloso telón de acero de la censura”.

Cuatro días después, el Fiscal General Bill Barr acudió a la Casa Blanca. Los dos examinaron varias veces el presunto fraude electoral presentado por Donald Trump. “Me desmoralizó, porque me dije ‘es una locura, si él se cree de verdad todo esto, significa que está realmente desconectado de la realidad”, aseguró Bill Barr, quien dimitió el 14 de diciembre.

El mes siguiente, Donald Trump y sus colaboradores siguieron difundiendo “estas mentiras” sobre el fraude electoral para recaudar dinero, afirmó la comisión. Su equipo de campaña inundó a sus seguidores con decenas de correos electrónicos y recaudó $250 millones entre el día de las elecciones y el 6 de enero del 2021, reveló.

“La gran mentira también fue una gran estafa”, fustigó Lofgren, conocida por trabajar en las inculpaciones ante el Congreso de tres presidentes: Richard Nixon, Bill Clinton y Donald Trump. La llamada comisión “del 6 de enero”, compuesta por siete demócratas y dos republicanos, seguirá presentando sus conclusiones sobre su año de investigación, según la cual el exinquilino de la Casa Blanca ha planificado “un intento de golpe de Estado”.

El principal interesado, Donald Trump, volvió a denunciar este lunes el trabajo de esta comisión, calificándola de “cacería de brujas”, que según él “avergüenza a Estados Unidos”. El secretario de Justicia, Merrick Garland, dijo que sigue “todas las audiencias” de esa comisión y prometió el lunes que pedirá cuentas a todos los involucrados en los hechos del 6 de enero del 2021, “sin importar su rango, su posición y sin importar si estuvieron o no” presentes en el asalto al Congreso.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.