Política Económica

Marviva denuncia supuestas anomalías de Senasa al aprobar exportaciones de tiburón sin tener facultades

Fundación afirma que el Servicio Nacional de Salud Animal (Senasa) tramitó solicitudes de envío a México, Taiwán y Hong Kong, luego de que quedó sin vigencia un decreto por un fallo de tribunales de justicia

El tiburón zorro es una de las especies protegidas en la Convención Internacional para el Comercio de Especies Amenazadas de Flora y Fauna Silvestre (CITES), sobre las cuales se habrían aprobado permisos de exportación. Foto: Cortesía Marviva

La fundación Marviva denunció, la tarde de este jueves 11 de febrero, supuestas anomalías del Servicio Nacional de Salud Animal (Senasa) al tramitar permisos para exportación de tiburón a México, Taiwán y Hong Kong, sin contar con facultades para eso.

Los trámites se habrían dado entre el 24 de noviembre del 2020 y el 7 de enero del 2021, para 11 solicitudes de exportación de especies de tiburón protegidas por el Apéndice II de la Convención Internacional para el Comercio de Especies Amenazadas de Flora y Fauna Silvestre (CITES).

El problema es que esas autorizaciones se tramitan, aseveró Marviva, luego de que la Sala Primera de la Corte Suprema de Justicia comunicara una sentencia en la cual anuló un decreto y todos sus actos y actuaciones conexas, emitido en el 2017, donde se autorizaba al Instituto Costarricense de Pesca y Acuicultura (Incopesca), como ente técnico, y al Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG), como autoridad administrativa, para el tema.

El MAG había emitido, posteriormente, otro decreto mediante el cual cumplía con la exigencia de designar una entidad como autorizada administrativa para estos procedimientos. Ahí fue donde se designó al Senasa, pero al ser conexo al decreto original, Marviva considera quedó eliminado con la sentencia.

La comunicación de la sentencia de la Sala Primera, explicó Marviva, es de fecha de noviembre del 2020. Además, Costa Rica ratificó la Convención CITES desde 1975, la cual tiene como objetivo regular el comercio internacional de especies silvestres en situación de amenaza para asegurar su conservación.

En la tarde de este jueves 11 de febrero se trató de obtener una versión del Senasa, tanto por medio de su director como por la oficina de prensa, pero no hubo resultado.

Cuestionamientos

El decreto anulado por la Sala Primera cedía las potestades exclusivas al Incopesca y al MAG para adoptar decisiones sobre la comercialización internacional de especies silvestres CITES declaradas como de interés pesquero.

El MAG debía ceder la parte administrativa a otra entidad, según el decreto original.

Aquella decisión ocasionó que la academia, las organizaciones de la sociedad civil y las autoridades ambientales fuesen excluidas de la toma de decisiones en esta materia, recordó Marviva, en un comunicado.

La fundación dijo que solicitó al Senasa información acerca de los trámites de permisos de exportación. La entidad estatal, mediante un oficio, aporta información de las solicitudes de exportación gestionadas desde junio del 2020 hasta enero del 2021.

Particularmente, para el periodo del 24 de noviembre del 2020 al 7 de enero del 2021, se acredita que se autorizó la exportación de más de 150.000 kilos de cuerpos, cuero y aletas de tiburón de las especies gris (sedoso) y zorro, con destino a México, Taiwán y Hong Kong.

Todas se autorizaron pese a que ya se había comunicado la anulación del decreto del 2017, por parte de la Sala Primera, denunció la fundación.

La organización llamó a las autoridades a que se construyera una nueva institucionalidad CITES que brinde seguridad jurídica a todas las partes interesadas, ante la anulación de los decretos del 2017.

Marvin Barquero

Marvin Barquero

Periodista en la sección de Economía. Realizó sus estudios de Comunicación en la Universidad de Costa Rica. Escribe sobre temas de producción y de comercio exterior.