Marvin Barquero. 18 agosto
La urgencia de ampliar el puerto de Caldera y de poner un servicio de ferri desde esa terminal hasta El Salvador están en la agenda de negociación entre los exportadores y el Gobierno. Foto: Alonso Tenorio
La urgencia de ampliar el puerto de Caldera y de poner un servicio de ferri desde esa terminal hasta El Salvador están en la agenda de negociación entre los exportadores y el Gobierno. Foto: Alonso Tenorio

El sector exportador trabaja en la definición de una agenda de reactivación con el Ministerio de Comercio Exterior (Comex), donde se incluyeron temas de corto y de mediano plazo, entre estos, con mucha prioridad, la necesidad de resolver los problemas comerciales con Panamá y Centroamérica.

La agenda de reactivación tiene como punto central, además, mejorar la competitividad de las exportaciones frente a otros países, según la presidenta de la Cámara de Exportadores de Costa Rica (Cadexco), Laura Bonilla.

En eso coincidió con la exministra de Comex, Dyalá Jiménez, con quien se había iniciado una mesa de diálogo entre el sector privado y el Gobierno. “Hoy más que nunca es importante trabajar hombro a hombro con las cámaras empresariales y, en este caso, con Cadexco”, habia dicho Jiménez, en torno a esta coordinación.

Jiménez renunció a su puesto de jerarca del Comex el pasado 7 de agosto.

En la mesa

La prioridad en esa propuesta es la solución del problema con Panamá, país que mantiene cerrado el ingreso a productos de origen animal, en especial leche y carne, de Costa Rica, pues no se han renovado los permisos sanitarios a las plantas industriales.

Hacia el norte de Centroamérica, la mayoría de exportaciones son terrestres y han afrontado una serie de problemas desde mayo pasado, particularmente por medidas relacionadas con la contención de la pandemia de la covid-19.

Cadexco llevó a la mesa, aparte del problema inmediato con Panamá y con Centroamérica y relacionado con este, el del ferri a El Salvador, que resolvería en gran parte el transporte hacia América Central, el segundo mercado en importancia para Costa Rica.

Otro aspecto inmediato es reducir el alto costo de pasar por las fronteras centroamericanas, de acuerdo con una lista solicitada a los exportadores.

También lo relativo a la agilización del registro de agroquímicos, un tema que lleva más de una década sin solución y que, según los exportadores, resta competitividad a los productos agrícolas.

Parte de la lista son también la situación del puerto de Caldera y la necesidad urgente de su ampliación, así como las eventuales intenciones para nuevos impuestos.

Reducir costos

La exministra Jiménez consideró de especial importancia las tareas tendientes a reducir los costos en Costa Rica. “Definitivamente, tenemos que seguir bajando los costos de producir en Costa Rica, de operar tanto en servicios como en bienes, para tener acceso a mercados”, declaró la exjerarca.

Agregó que en la agenda con los exportadores estaban temas como el (desarrollo del) talento humano, para darle seguimiento. También, los temas de infraestructura portuaria que es del resorte de otros ministros, pero el Comex, como en toda la agenda de competitividad, lo que hace es dar seguimiento.

Según Jiménez, también estaba incluido impulsar la mejoras a la luz de las recomendaciones de las recomendaciones de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), por ejemplo, en trámites junto con el Ministerio de Economía, Industria y Comercio (MEIC), impulsando el proyecto estrella de la Promotora del Comercio Exterior (Procomer), que es la ventanilla única de inversiones.

Bonilla señaló que los empresarios ven el cambio en Comex como una oportunidad para retomar y dar continuidad a la agenda, y, más aún, para reforzarla. Para ello, dijo, se necesita contar con el jerarca lo más pronto posible.

Las partes tenían un acuerdo para reunirse con los equipos de trabajo cada tres semanas.