Política Económica

Columna Clave Fiscal: Pena de muerte a las sociedades

Una salida correcta es decretar la disolución de la sociedad, cuando se atrasa en sus obligaciones, pero no cancelar su inscripción registral.

En la historia de Costa Rica, solamente tres de las Constituciones Políticas no han contemplado la pena de muerte: la Ley Fundamental del Estado Libre de Costa Rica de 1825 y las Constituciones de 1917 y de 1949 que aún está en vigencia. Puede considerarse que la abolición de la pena de muerte se origina en el artículo 1° de la Ley de Garantías de 1877 (Decreto XLII del 17 de octubre de 1877), el cual establecía que “La vida de los habitantes de Costa Rica es inviolable”.








LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.