Marvin Barquero. Hace 5 días
La adición de productos (pastas, salsas y otros) como regalía en la venta de arroz se estima una competencia desleal porque está prohibida. También impacta a la produccón local, pues generalmente se usa grano importado más barato. Foto: Melissa Fernández
La adición de productos (pastas, salsas y otros) como regalía en la venta de arroz se estima una competencia desleal porque está prohibida. También impacta a la produccón local, pues generalmente se usa grano importado más barato. Foto: Melissa Fernández

La multinacional del comercio minorista Walmart manifestó públicamente su queja ante una supuesta inacción del Ministerio de Economía, Industria y Comercio (MEIC) por la venta de arroz con productos de regalía adicionales, práctica conocida como bandeo.

La cadena de supermercados denunció la tarde de este miércoles 12 de junio que ha presentado ya 36 denuncias de establecimientos comerciales que incumplen con la ley, incluso varias son contra comercios reincidentes en esta práctica al margen de lo dispuesto por el MEIC.

La práctica del bandeo fue prohibida mediante un decreto del MEIC desde el 4 de abril del 2017, el cual introdujo un cambio al reglamento de fijación de precios del arroz. El ministerio adujo en aquella ocasión que el bandeo viola el decreto de fijación de precios de ese cereal.

El arroz es el único producto con precio fijado por ley. Ante esta condición, muchos comercios agregaban una regalía (salsa de tomate, lata de garbanzos, paquete de pastas y otros) a la bolsa de arroz, con lo cual hacían atractiva la compra del cereal y diluían el precio.

Esa situación llevó al MEIC a prohibir la práctica del bandeo desde hace más de dos años.

No obstante, “el problema es que no todos los negocios lo respetan y el MEIC no ejerce los controles necesarios”, denunció Walmart este miércoles en un comunicado.

El viceministro del MEIC, Carlos Mora, aseguró que todas las denuncias y no solo las de Walmart o la Corporación Arrocera Nacional (Conarroz) son debidamente atendidas. Reconoció, empero, que se incluyen en un grupo por regiones y se atienden cuando se hace ruta a esa zona, en vista del escaso personal en el departamento de Verificación de Mercados. Ahí, señaló, cuentan con 10 personas.

El MEIC, continuó el viceministro, está claro de que el bandeo provoca distorsiones de mercado no solo en el arroz, sino en los otros productos que se dan como regalía, entre los que están atún, aceite, frijoles, pastas, salsas y otros.

Ante una consulta acerca del seguimiento en el MEIC de las denuncias de Walmart, Mora dijo que no se atienden por denunciante y, por tanto, habría que revisar las actas de cada revisión para determinar si alguna de ellas se elevó ante tribunales por descato a la autoridad.

Para todos o para nadie

De acuerdo con la queja publicada por Walmart, las prohibiciones se deben aplicar para todos los comercios o negocios o dejar de aplicarlas, para evitar una competencia desleal en el mercado del arroz.

“Lo ideal sería que a todo el comercio se le permitiera implementar promociones especiales con las que el consumidor se viera beneficiado a la hora de adquirir este grano”, señaló Yolanda Fernández Ochoa, gerente país de Asuntos Corporativos de Walmart, en el comunicado.

“El problema –continuó– es que una empresa como Walmart, respetuosa de la ley del país sabe que no puede otorgar beneficios asociados al arroz a sus consumidores tal y como podría hacerlo por medio de bandeos o promociones especiales. En contraste, hay muchos comerciantes que siguen haciendo caso omiso de la normativa del MEIC a vista y paciencia de las autoridades”.

Los bandeos o encintados, obsequios de producto y otras promociones aparejadas a la compra del arroz serían una gran alternativa de ahorro para los costarricenses y Walmart así lo ha hecho saber a las autoridades, para que elijan entre dos escenarios posibles: eliminar la prohibición por completo, o en su lugar permitir su uso en todos los negocios que vendan arroz, declaró la representante de la cadena comercial.