Agro

Kilo de arroz con 20% de grano quebrado aumenta ¢58 para el consumidor

MEIC afirma que Conarroz solicitó un incremento de ¢88, por lo que el aumento decretado es de ¢30 menos.

El kilo de arroz de la calidad 80/20 –es decir, con 20% de grano quebrado– aumenta en ¢58 para el consumidor, de acuerdo con un decreto publicado por el Ministerio de Economía, Industria y Comercio (MEIC).

De esa manera, el valor del kilo de esa presentación pasa de ¢612,30 a ¢670,39, según la determinación del MEIC.

En porcentaje, el valor al consumidor del kilo de este alimento se eleva en un 9,5%.

Este incremento se fijó luego de que el MEIC propuso un aumento de ¢60,42 en el kilo de arroz al consumidor, para la variedad 80/20, el 28 de junio pasado, en el borrador de decreto que salió a consulta pública.

Los nuevos valores regirán cinco días hábiles después de la publicación del decreto, que se realizó este 27 de agosto, informó el MEIC en un comunicado de prensa, al terminar la tarde de este viernes.

El arroz es el único producto cuyo precio se mantiene fijado mediante un decreto del Poder Ejecutivo.

Esta alza responde a una solicitud realizada por el Corporación Arrocera Nacional (Conarroz), luego de analizar los aumentos en los costos de producción, como fertilizantes, salarios, precio del dólar y otros aspectos.

El MEIC reveló que los arroceros habían solicitado un incremento de ¢88 por cada kilo con 20% de grano quebrado, que es la calidad de mayor consumo en el país. De esa manera, el Ministerio resaltó que autorizó un aumento del precio del grano ¢30 por kilo menor al pedido por Conarroz.

El Ministerio recordó que si se hubiera aceptado la petición de Conarroz, el precio del kilo llegaría a ¢700.

Críticas

Erick Ulate, presidente de la Asociación Consumidores de Costa Rica, advirtió de que el MEIC pretende maquillar el aumento del precio del arroz, como si se tratara de un favor que les hace a los consumidores, al no aprobar todo lo solicitado por Conarroz.

“Este es el mejor ejemplo, una vez más, de que el modelo de fijación del precio atenta contra los bolsillos de los más pobres, que son los que más consumen arroz. Es necesario acabar con la intervención política en la definición de los precios que afectan la comida de todos los costarricenses”, señaló el representante de los consumidores.

Ese incremento se autoriza luego de presiones de los arroceros, quienes se quejaban de atrasos en la respuesta, pese al constante aumento de los costos.

El 8 de junio pasado se presentó la primera presión pública. Ese día, productores e industriales, por separado, denunciaron que la solicitud de ajuste de precios estaba presentada desde febrero de este año y que la jerarca del MEIC, Victoria Hernández, no quería resolver con prontitud.

Mientras los productores ofrecían una conferencia de prensa ese 8 de junio, al iniciar la tarde, el MEIC anunció en un comunicado de prensa la salida a consulta pública de un borrador de decreto para elevar el precio al agricultor.

Precisamente el valor que le paga la industria al agricultor se fija, en el decreto, en ¢24.255 por saco de 73,6 kilogramos en granza (con cáscara), lo cual significa un aumento del 7,6% con respecto a los ¢22.547 establecidos anteriormente.

Así, el aumento porcentual al consumidor es mayor que el autorizado a los productores.

El arroz es el alimento de más consumo en Costa Rica. Conarroz estima en 19.998 toneladas métricas de grano pilado (sin cáscara) el volumen mensual de demanda, y en 47,20 kilos el consumo por persona al año, en el periodo 2019-2020.

Costa Rica producía alrededor del 60% del consumo y el resto se importaba, pero en los últimos años la cosecha interna se comporta a la baja. Pasó de 200.347 toneladas en granza, en 2016-2017, a apenas 149.339 en 2019-2020.

Marvin Barquero

Marvin Barquero

Periodista en la sección de Economía. Realizó sus estudios de Comunicación en la Universidad de Costa Rica. Escribe sobre temas de producción y de comercio exterior.