Salud

Velocidad de contagio de covid-19 se reduce, pero sigue en niveles altos

Informe de Universidad Hispanoamericana señala que 100 personas contagiarían a 117

La tasa de contagio de covid-19 en Costa Rica, que mide la velocidad de transmisión del virus SARS-CoV-2, bajó por segunda semana consecutiva, al pasar de 1,21 a 1,17. Sin embargo, el indicador se mantiene en niveles altos y por eso los números están en aumento, como lo señala el más reciente reporte de la Universidad Hispanoamericana (UH), dado a conocer este viernes.

Lo ideal es que la también llamada tasa R o número básico de reproducción sea inferior a 1, porque eso quiere decir que está en disminución. Cuando está por encima de 1, implica que el virus se transmite más rápido. En el reporte anterior, 100 personas con el virus hubieran infectado a 121, pero en la última semana, del 15 al 21 de mayo, un grupo de 100 individuos con el virus lo habrían transmitido a 117. En el reporte de hace dos semanas, hubieran infectado a 143.

En otras palabras, los casos sí van en aumento, dado que el número es superior a 1, pero la velocidad de transmisión es más lenta que el reflejado en el reporte de hace una semana. Cada grupo de infectados da origen a otro mayor, pero este grupo es más pequeño que el visto hace siete días. Sin embargo, el reporte advierte de que esta reducción fue menor que la reportada la semana anterior con un leve descenso del 3,31%. “La semana pasada la reducción fue mayor del 15,38%”, cita el documento.

El reporte sugiere que la velocidad de contagio podría descender más lentamente que la vista en olas anteriores, pero todavía es temprano para saberlo.

“Aún queda esperar unas semanas más para conocer las características de la presente ola frente a los actuales niveles de vacunación de los diferentes grupos. Por ejemplo: si el país ingresa a una meseta como sucedió durante el primer evento o tendrá seguidamente un alza rápida como ocurrió durante la tercera o cuarta ola”, manifestó Ronald Evans, médico, epidemiólogo y coordinador de este análisis recordó otro factor.

Evans recordó que en esta época, muchos casos no se están reportando porque hay asintomáticos, porque personas con síntomas muy leves pueden confundir la enfermedad con otra cosa (como alergia o simple catarro) o porque personas que intuyen tener covid-19 deciden no hacerse la prueba y simplemente se aíslan en sus casas para no transmitir el virus.

Lo anterior podría provocar que se estén registrando menos casos de los que realmente hay, por lo que la tasa de contagio también podría ser mayor. Hace tres semanas, el investigador estimó que estos números podrían ser de dos a tres veces mayores.

Cada provincia tiene su propia dinámica de contagios, pero todas están por encima de 1. Sin embargo, sí se ven descensos en algunas provincias.

La tasa más alta está en Cartago, con 1,33. Allí, 100 personas habrían contagiado a 133 esta semana recién pasada. Esta no solo subió luego de ser la provincia con índice más bajo hace una semana, sino también sus cifras son ligeramente mayores al 1,32, que fue el más alto hace siete días.

Le siguen Alajuela, con 1,23 y Limón, con 1,21. Luego están San José y Guanacaste, ambas bajaron desde la semana anterior y mostraron 1,13. Heredia tiene 1,11.

La tasa más baja está en una de las provincias que hace una semana mostró la tasa más alta: Puntarenas, que pasó de 1,32 a 1,09. Allí, hace una semana 100 personas habrían infectado a 109.

El análisis por cantones se enfoca en revisar el riesgo de la cantidad de casos de covid-19, según la población de cada territorio. Se hace de esa forma porque el cálculo de la tasa de contagio no es factible en lugares con menos de 25.000 habitantes.

Se considera categoría de alto riesgo cuando hay más de 250 casos por millón de pobladores. Los cantones en esta lista pasaron de 39 a 56. Hace dos semanas eran 23 y hace tres eran solo tres cantones.

Flores, en Heredia, se ubica en primer lugar, con 874,9 casos por millón de habitantes. Le siguen Bagaces, en Guanacaste, con 816,5 y Santa Ana, en San José, con 801,2. Estos dos últimos lugares también estuvieron dentro de los primeros tres hace una semana.

Además, la lista de muy bajo riesgo, donde hay menos de 100 casos por millón de habitantes, pasó de 8 a 6 cantones. Hace dos semanas eran 20.

León Cortés, en San José; Matina, Limón y Talamanca, en Limón y Sarapiquí, en Heredia, son parte de esta lista.

Además, hay un cantón con tan pocos casos, que sus índices son muy cercanos a cero: Jiménez, en Cartago. Este lugar ha sido de los más bajos en incidencia desde que empezó la pandemia.

Otra de las preocupaciones de los investigadores son los altos niveles de positividad, es decir, del porcentaje de individuos que resulta positivo al hacerse la prueba diagnóstica en un laboratorio. Bajó muy ligeramente de 18,04% a 17,8%, es decir, 18 de cada 100 personas que se realizan el examen resultan positivas.

Lo ideal es que la cifra de casos positivos sea de un 5% o menos (o los negativos, por ende, un 95% o más) o, el mínimo para considerarse aceptable, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), es de 10%. Si se tienen más pruebas positivas, es indicador de que no se están haciendo las suficientes y muchos casos podrían pasar desapercibidos, hacer “vida normal” porque no se saben infectados y contagiar a más personas.

Sin embargo, este número también debe verse con cautela, pues ahora las personas pueden realizarse autopruebas y aislarse en caso de resultar positivas. Estos números no se ven reflejados en la positividad, que solo toma en cuenta exámenes de laboratorio.

Además, están quienes al percibir síntomas simplemente interpretan que están enfermos y se aíslan por unos días.

A diferencia del análisis del Ministerio de Salud, que presenta los casos de martes a lunes, la UH por tradición los ha hecho de domingo a sábado. Al tomar diferentes días en cuenta se ve un aumento del 26,99% y no del 32,23% anunciado por Salud este martes. Según este análisis, el promedio diario de casos fue de 1.816, 386 casos más que una semana antes.

Sin embargo, lo preocupante para la UH es que esto implica un aumento del 112,8% solo en el mes de mayo.

Si se observa en tasas por millón de habitantes, se pasó de 277 a 351,7.

Desde hace cinco semanas, la provincia con tasa más alta es Heredia, con 495,4 casos por millón de habitantes.

Le siguen Guanacaste, con 405,6; Alajuela, con 381,7, San José, con 372,2 y Cartago, con 314. Más abajo está Puntarenas, con 247,7.

Por segunda semana al hilo más baja de todas es Limón, con 157.

Irene Rodríguez

Irene Rodríguez

Periodista en la sección El País. Máster en Salud Pública con Énfasis en Gerencia de la Salud en la Universidad de Costa Rica. Ganó el Premio Nacional de Periodismo Científico del Conicit 2013-2014, el premio Health Systems Global 2018 y la mención honorífica al Premio Nacional de Periodismo de Ciencia, Tecnología e Innovación 2017-2018.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.