Salud

Tasa de contagio de covid-19 sube, pero número de infectados va a la baja

Indicador se ubica en 0,91, hace dos semanas era de 0,85; pico de ola pandémica llegó el 12 de febrero y desde entonces incidencia va en descenso

La tasa de contagio de covid-19, es decir, la velocidad con la que esta enfermedad se transmite de una persona a otra, volvió a subir en Costa Rica. Sin embargo, a pesar del alza, el ritmo de transmisión se mantiene lento y esto se refleja en las cifras de casos y hospitalizaciones, las cuales siguen a la baja.

Así lo señala el informe Una pandemia en perspectiva, divulgado este viernes por la Universidad Hispanoamericana (UH). El reporte, que ahora se emite cada dos semanas, señala que este indicador, también llamado tasa R, pasó de 0,85 a mediados de marzo, a 0,91 al finalizar la semana del 2 de abril.

La tasa para esta semana del 26 de marzo al 2 de abril está por debajo de 1 y esa es una buena noticia. Cuando esta cifra, también llamada número básico de reproducción, está por debajo de 1 implica que va cayendo y que cada vez se contagiaría a un grupo menor de gente.

En este reporte, un 0,891 significa que un grupo de 100 personas con el virus se lo transmitiría a 91. Es un grupo menor e indica que el contagio va en descenso. No obstante, también se le debe prestar atención porque ese grupo, aunque menor, va creciendo, una semana antes, esas 100 personas le habrían transmitido el virus a un grupo todavía más pequeño de 87, y dos semanas antes, a 85.

Dicho de otra forma: la velocidad con la que se transmite el virus sigue bajando, y la cifra de casos sigue a la baja, pero lo hace a un ritmo más lento que hace dos o tres semanas.

El documento subraya que desde el 12 de febrero se llegó al pico de la ola pandémica y desde entonces está descendiendo. Lo mismo sucede con las hospitalizaciones. No obstante, la actitud de cuidado debe permanecer.

“Seguimos transitando el camino suave, descendente, de la cuarta ola, con fortuna y alivio, al menos transitorio, ya que no dejamos de ver a los lados y por detrás, en procura de atisbar señales tenebrosas que nos adviertan de un nuevo repunte del engañoso coronavirus”, señaló el médico y epidemiólogo Ronald Evans, coordinador del informe.

El contagio no es igual en todo el país y cada provincia tiene ritmo propio, por lo que también se analiza lo ocurrido en cada una de ellas. La principal preocupación está en Guanacaste, donde la cifra es de 1,06. Allí 100 personas contagiarían a 106. Es la única provincia con un número superior a 1.

“Preocupa dado que se acerca la Semana Santa y un gran flujo de visitantes acudirán allí por sus famosas playas y otros sitios turísticos”, cita el reporte.

Le siguen Puntarenas, con 0,95, Cartago, 0,94, Heredia, con 0,91 y Alajuela, con 0,9.

Las más bajas están en San José, con 0,87 y Limón, con 0,83. En la provincia del Caribe 100 personas con el virus lo transmitirían a 83. Esta provincia en los últimos análisis semanales salió con los números más altos, los investigadores indican que desde el inicio de la pandemia ha mostrado valores fluctuantes.

El análisis por cantones se enfoca en revisar el riesgo de la cantidad de casos de covid-19, según la población de cada territorio. Se hace de esa forma porque el cálculo de la tasa de contagio no es factible en lugares con menos de 25.000 habitantes.

Se considera categoría de alto riesgo cuando hay más de 250 casos por millón de pobladores. En el último reporte había 44 cantones, esta vez son solo dos. Esto es así porque, aunque la tasa de contagio sube, el número de casos sigue a la baja.

Esos cantones en alto riesgo están en la parte norte de Alajuela: Upala, con 273,9 y Guatuso, con 256,9.

El informe considera una categoría de muy bajo riesgo en las que hay menos de 100 casos por millón de habitantes. Allí se pasó de ocho a 37 cantones. De ellos, seis tienen tasas cercanas a 0: Turrubares y Dota en San José, San Mateo y Río Cuarto en Alajuela, Jiménez en Cartago y Nandayure en Guanacaste.

La tasa de contagio indica la velocidad de transmisión y no necesariamente la cantidad de enfermos que se presentan en una semana. En esta ocasión, también se registró una baja importante en los casos.

El promedio diario de casos de la semana bajó de 876 a 614. Es decir, al 2 de abril, hubo 262 contagios confirmados menos por día que dos semanas antes, lo que equivale a una reducción del 29,91%.

Si se observa en tasas por millón de habitantes, se pasó de 169,7 a inicios de marzo, a 118,9. Esta cifra ya se considera de bajo riesgo.

Si se observa por provincias, todas bajaron en los últimos siete días, pero no en la misma magnitud. La mayor incidencia está en Puntarenas, con una tasa de 150,6 casos por millón de habitantes.

Le siguen Alajuela, con 131,4; Cartago, con 130,4; Heredia, con 127,6, Guanacaste, con 120,2 y San José con 100,4.

Limón tiene el índice más bajo por sétima semana consecutiva con 98,9. Según las categorías de la UH, esta provincia estaría en condición de muy bajo riesgo.

En cuanto a los internamientos, también estos han ido cayendo. Su baja ha tenido mayor velocidad en cuidados intensivos que en salón. A finales de marzo se reportaban 8,4 pacientes en salón por cada paciente en una unidad de cuidados intensivos (UCI), desde inicios del 2022 la relación había sido inferior a 4.

Irene Rodríguez

Irene Rodríguez

Periodista en la sección El País. Máster en Salud Pública con Énfasis en Gerencia de la Salud en la Universidad de Costa Rica. Ganó el Premio Nacional de Periodismo Científico del Conicit 2013-2014, el premio Health Systems Global 2018 y la mención honorífica al Premio Nacional de Periodismo de Ciencia, Tecnología e Innovación 2017-2018.

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.