Irene Rodríguez. 20 noviembre, 2019
El cáncer de cérvix es causado por el virus del papiloma humano (VPH). Imagen: wikimediacommons
El cáncer de cérvix es causado por el virus del papiloma humano (VPH). Imagen: wikimediacommons

Sobrevivir cinco años después de un diagnóstico de cáncer es uno de los indicadores que más se miden a la hora de analizar los sistemas de salud. Costa Rica es el país en el mundo donde hay más mujeres que, luego de un diagnóstico de cáncer de cérvix, logran cumplir esta meta.

Cerca de ocho de cada diez ticas lo consiguen. Así lo señala la cuarta edición del estudio Global Cancer Facts and Figures, que fue presentado la mañana de este miércoles por autoridades de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS).

De acuerdo con el documento, el 78% de las costarricenses se mantienen con vida tras cinco años de haber sido diagnosticadas con este tipo de cáncer. Este primer lugar se comparte con Corea. En la mayor parte de los países, este lustro de supervivencia lo logra el 60% y 70% de las pacientes.

En otros países, como en Colombia, esta meta fue alcanzada solo por el 49% de las mujeres.

Indicador clave

¿Por qué es tan importante la sobrevida a cinco años? Según explicó el epidemiólogo Roy Wong, de la dirección de Vigilancia Epidemiológica de la CCSS, el cáncer es una enfermedad de evolución más lenta si se compara con otros males, como los infecciosos, en donde todo el desarrollo puede darse en cuestión de días u horas.

En el caso del cáncer, un plazo a 60 meses indica muchas cosas del pronóstico de la enfermedad y, también, del sistema de salud.

“Estos cinco años nos dicen mucho sobre tres aspectos: las características del cáncer en sí mismo y cuán agresivo puede ser, las características de la persona y cómo está su salud y su cuerpo para afrontarlo y las del proceso de atención por parte del sistema de salud”, explicó el especialista.

Y añadió: "esto nos puede dar un mejor panorama del desenlace, ya sea curación o muerte".

De acuerdo con Wong, una alta sobrevida se alcanza por varias razones. Por un lado, hay mayor educación en la población para saber qué exámenes diagnósticos realizarse y cuándo hacerlos (independientemente de si se hacen en medicina pública o privada), por otro lado, hay mejores tecnologías diagnósticas, pero, también mayor acceso a tratamientos de mayor calidad.

No con todos los tumores es igual porque no todos tienen el mismo comportamiento. Por ejemplo, la sobrevida a cinco años para cáncer de mama en Costa Rica es del 87%.

No todos los países tienen la capacidad de alcanzar un logro como este, ya que implica que se le debe dar un seguimiento a las pacientes durante un lustro y para ello se requiere un muy buen sistema de datos y una atención continua por parte del sistema de salud.

De hecho, Wong confiesa que antes de estos datos, la información que anteriormente tenía Costa Rica carecía de la fidelidad disponible para medir sobrevida a cinco años, por lo que no podemos comparar este 78% con años anteriores.

No obstante, las cifras mostradas este miércoles sí podrán servir de referencia en unos cinco o diez años para analizar cómo se ha comportado el cáncer.

¿Cómo se produce este cáncer?

Este cáncer tiene la particularidad de desarrollarse muy diferente que otros tumores, ya que está relacionado con un virus llamado Virus del Papiloma Humano (VPH).

El VPH es un microorganismo de transmisión sexual. Trece de sus 150 cepas pueden infectar células del cérvix.

Una persona podría portar el VPH y, a través de diferentes prácticas sexuales, contagiar a sus compañeros. Por ello, se darían tumores en el cuello de útero, ano, pene, vulva, garganta y boca.

Hay tipos del virus que son más agresivos y cancerígenos que otros. Por ejemplo, los tipos 16 y 18 del VPH son responsables de aproximadamente el 70% de los casos de cáncer de cuello de útero, del 75% al 80% de los tumores anales, del 70% de las lesiones precancerosas de vulva y vagina relacionadas y del 75% de las lesiones precancerosas del ano.

Cerca del 80% de las personas han tenido una infección por VPH. Casi siempre, el cuerpo combate la infección y la elimina por sí mismo, el individuo ni se percata de que tuvo una infección, pero a veces se forman lesiones que, con los años y si no se tratan, derivan en cáncer.

¿Y cómo están los casos por año y las muertes?

De acuerdo con el informe, Costa Rica es de los países con un nivel intermedio de casos de cáncer de cérvix. Aquí se observan entre 8,8 y 13,3 casos por cada 100.000 habitantes. Esta incidencia es similar a la vista en países como Brasil y Chile.

La baja en la incidencia (casos nuevos por año) en nuestro país se ha mantenido constante en desde la década de 1980.

La mortalidad también ha venido a la baja. Alrededor de 130 mujeres mueren al año, un descenso del 48% desde 1989, según datos del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC).