Archivo

Tico descubre nueva especie de escarabajo en Pérez Zeledón

El ‘Seticeros granulocephalusa’ se encontró en bosque tropical húmedo

Una nueva especie de escarabajo, llamado Seticeros granulocephalus, fue descubierta en Rivas de Pérez Zeledón.

La especie, endémica de Costa Rica, se dio a conocer recientemente en la revista española Spanish Journal of Agricultural Research del Instituto Nacional de Investigación y Tecnología Agraria y Alimentaria (INIA).

El insecto fue recolectado por el biólogo del Museo Nacional Francisco Durán durante una gira, en el poblado La Bonita, en Rivas de Pérez Zeledón.

Durán lo entregó al entomólogo Rolando Ramírez, quien realizó la descripción de la especie con la colaboración del brasileño Antonio Santos-Silva y del español Esteban Durán.

Descripción. Este escarabajo llegó a manos de Ramírez hace poco más de dos años y pertenece a la familia Cerambycidae, cuyos miembros se caracterizan por tener una longitud entre los 3 mm y los 120 mm. También se les conoce como Longicornios, es decir, escarabajos de antenas largas.

La especie fue localizada en un área de bosque tropical húmedo y su nombre hace alusión a una de las principales características que la distinguen de especies similares descritas por Santos-Silva para Bolivia y Colombia: “posee granitos en su cabeza, lo que en latín significa granulocephalus, explicó Ramírez.

El entomólogo Rolando Ramírez aseguró que, tras realizar una revisión de las colecciones nacionales, envió el único ejemplar de esta especie al extranjero, primero a Francia y luego a Brasil.

Al realizar las comparaciones con las colecciones de escarabajos de esos países, determinaron que la especie era única.

El ejemplar encontrado del Seticeros granulocephalus fue depositado en el Departamento de Historia Natural del Museo Nacional.

Rolando Ramírez explicó que, por estudios realizados con especies similares en Colombia, se cree que las larvas del Seticeros se alimentan de madera roble “que cada vez son más escasos y amenazados por la deforestación en el país”.

Sobresaliente Ángel Solís, entomólogo del Instituto Nacional de Biodiversidad (INBio), dijo que los cerambícidos, la familia a la que pertenece esta nueva especie, son grupos de coleópteros, que popularmente se conocen como abejones, e incluyen unas 110 familias.

Por esa razón , el científico consideró que este descubrimiento es llamativo pues en el país se ha investigado bastante de los cerambícidos y “es difícil encontrar una nueva especie en esta familia”.

Solís comentó que el interés por este tipo de escarabajos ha surgido en el mundo porque suelen ser de formas y colores bonitos y relativamente grandes.

LE RECOMENDAMOS

En beneficio de la transparencia y para evitar distorsiones del debate público por medios informáticos o aprovechando el anonimato, la sección de comentarios está reservada para nuestros suscriptores para comentar sobre el contenido de los artículos, no sobre los autores. El nombre completo y número de cédula del suscriptor aparecerá automáticamente con el comentario.