Lucía Astorga. 8 junio
Decreto ejecutivo busca promocionar iniciativas de restauación y conservación para la recuperación de los ecosistemas coralinos, bajo reglas claras. Cortesía: Tatiana Villalobos para LN
Decreto ejecutivo busca promocionar iniciativas de restauación y conservación para la recuperación de los ecosistemas coralinos, bajo reglas claras. Cortesía: Tatiana Villalobos para LN

En un plazo de tres años, Costa Rica deberá contar con un inventario y mapeo de la totalidad de los ecosistemas de arrecifes con los que cuenta el país, con el fin de dar mayor protección a estos espacios costeros y contrarrestar los efectos del cambio climático.

Así lo dispone el decreto ejecutivo N° 41774-MINAE, firmado este sábado por el presidente de la República, Carlos Alvarado, y el ministro de Ambiente y Energía (Minae), Carlos Manuel Rodríguez.

“Los arrecifes sanos son capaces de absorber hasta el 90% del impacto de las olas. Reconocemos su importancia para actividades productivas como la pesca y el turismo, y vemos la necesidad de proteger a las comunidades costeras reduciendo el impacto de eventos extremos producto del cambio climático”, expresó el jerarca de ambiente, en el marco de la celebración del Día Mundial de los Océanos.

El documento “prohíbe la extracción, captura y comercialización de cualquier tipo de coral, salvo aquellos que, de forma excepcional”, sean expresamente permitidos por el Sistema Nacional de Áreas de Conservación (SINAC), únicamente para actividades científicas sostenibles y de bioprospección.

Tampoco permitirá que se viertan residuos sólidos y líquidos en los arrecifes y comunidades coralinas, o en aquellas áreas de la zona marítima terrestre o zona costera, en donde los materiales y sustancias puedan ser arrastrados por las corrientes marinas.

Asimismo, el decreto ordena al Sinac, en conjunto con el Instituto Costarricense de Turismo (ICT) y el Instituto Costarricense de Pesca y Acuicultura (Incopesca), establecer los protocolos y procedimientos específicos para el diseño, instalación, monitoreo y manejo de los arrecifes artificiales.

El Sinac también tendrá que establecer los lineamientos correspondientes para promover la investigación y rehabilitación de los ecosistemas de coral.

Finalmente, se crea un Consejo de Corales para asesorar en el tema, el cual estará integrado por el viceministerio de Aguas y Mares, el viceministerio de Recursos Naturales, la Universidad de Costa Rica (UCR), la Universidad Nacional (UNA), el Sistema Nacional de Áreas de Conservación, el Parque Marino del Pacífico, Incopesca, el Instituto Nacional de Aprendizaje (INA) y organizaciones no gubernamentales.

Reglas claras

La noticia fue celebrada por Tatiana Villalobos, cofundadora e investigadora de Raising Coral Costa Rica, organización que trabaja en la restauración de arrecifes coralinos.

Particularmente en cuanto a la restauración de arrecifes, la experta señaló que es un tema muy nuevo en el país, así como en el resto de la región, por lo que es de gran importancia que “las personas que entren al juego, tengan una idea ética” de sus implicaciones.

“Que las personas que estén interesadas en desarrollar un proyecto de restauración coralina, se den cuenta de que esto no se trata solamente de cortar coral o tener corales en un vivero, es más que eso. Estamos hablando de la responsabilidad de que queremos restaurar un ecosistema, de que estamos interviniendo y si esto no se hace correctamente, más bien corremos el riesgo de causar un impacto mayor”, dijo.

La investigadora también subrayó la importancia de que el país se involucre lo más pronto posible “en conocer e investigar lo que tenemos y cómo podemos asistir; si empezamos a tomar medidas en unos años cuando se predice que las condiciones van a estar peor, lo que vamos a poder hacer es muy poco”.

Otros anuncios

El Gobierno también presentó este sábado el decreto de “Creación del mecanismo de gobernanza de los espacios marinos sometidos a la jurisdicción del estado costarricense”.

Lo anterior lleva como objetivo “consolidar un instrumento que promueva la coordinación interinstitucional para la gestión y el manejo participativo de los recursos marinos con el fin de aprovechar de manera sostenible los servicios ecosistémicos que ofrecen”.

Con eso mente, se crea la Comisión para la Gobernanza Marina conformada por los ministerio de Ambiente y Energía (Minae), Obras Públicas y Transportes (Mopt), Seguridad Pública (MSP), Agricultura y Ganadería (MAG), y el ICT.